Editorial

Editorial: Ortega prepara su ‘reelección’

Para perpetuarse en el poder, la dictadura nicaragüense emprendió la erosión de los obstáculos en su camino, comenzando por el más formidable: la libertad de prensa.

El 7 de noviembre los nicaragüenses serán convocados a votar en elecciones carentes de garantías democráticas, sin condiciones mínimas para promover la sana competencia por el poder. A falta de acontecimientos inesperados, el régimen de Daniel Ortega y Rosario Murillo se perpetuará en el control del aparato estatal, no solo la presidencia, porque las demás instituciones renunciaron, hace rato, a desempeñar el papel asignado a cada una por el diseño republicano.








LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.