Columnistas

Insistir, una y otra vez

La COP26 debería ser un resonante éxito si el pronóstico se funda en el sufrimiento ya causado por el calentamiento global; no obstante, hay razones para el pesimismo

Vladímir Putin estuvo entre los escépticos del cambio climático, pero dio la media vuelta y se declaró decidido a colaborar con los archirrivales norteamericanos para enfrentar la emergencia mundial. Rusia tiene una comunidad científica de primera línea, capaz de comprender lo que sucede y robustecer el conocimiento, pero el giro del presidente parece influido por motivos rabiosamente prácticos, entre ellos la transformación de grandes extensiones de Siberia en pantano por el derretimiento del permafrost.








LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.