Aarón Sequeira. 9 julio
El diputado Dragos Dolanescu, presidente del Partido Republicano Social Cristiano (PRSC), gestionó la liquidación de gastos que ahora quedó suspendida. Foto: Asamblea Legislativa para LN
El diputado Dragos Dolanescu, presidente del Partido Republicano Social Cristiano (PRSC), gestionó la liquidación de gastos que ahora quedó suspendida. Foto: Asamblea Legislativa para LN

El Tribunal Supremo de Elecciones (TSE) suspendió el reembolso de los gastos de organización y capacitación al Partido Republicano Social Cristiano (PRSC), a causa de una denuncia sobre eventuales simulaciones de costos y sobreprecios en las liquidaciones que esta agrupación le ha cobrado al Estado desde la campaña electoral del 2018 hasta la fecha.

Así lo resolvieron los magistrados en la resolución 3610-E10-2020 del TSE, emitida este 8 de julio, a la cual tuvo acceso La Nación.

Según este documento, el director del Registro Electoral del TSE, Héctor Fernández, informó a los jueces electorales de que el departamento de Financiamiento de Partidos Políticos recibió la denuncia y procedió a la apertura de una investigación para “verificar o descartar la veracidad de los hechos denunciados que, por su naturaleza, podrían involucrar materia penal sancionatoria”.

Antes de recibir la denuncia, el TSE tenía listo el informe de liquidación de los gastos que el Republicano Social Cristiano alegó haber hecho en el primer trimestre del 2020, por concepto de organización y capacitación, lo que le habría permitido acceder a ¢24 millones. Para girar el dinero, solo faltaba el visto bueno de los magistrados.

Incluso, el presidente del PRSC, el diputado Dragos Dolanescu, ya había expresado su conformidad con la liquidación y había pedido el desembolso de los recursos estatales.

No obstante, ante la denuncia, el Tribunal decidió devolver el informe del departamento de Financiamiento para que este órgano técnico determine si los hechos denunciados “podrían estar relacionados con alguno de los gastos cuya aprobación ha sido previamente recomendada, de suerte que resulte prudente suspender, de manera cautelar, la aprobación de los rubros controvertidos hasta tanto no se concluya la investigación administrativa preliminar señalada”.

Por ello, fue suspendido el trámite del informe técnico DFPP-LT-PRSC-13-2020 del 22 de junio de 2020.

“No resultaría posible que este Tribunal se pronuncie sobre gastos cuya legitimidad se encuentre cuestionada”, dice el órgano electoral en su resolución.

Adicionalmente, los magistrados declararon confidencial el oficio DGRE-590-2020 del 08 de julio de 2020, mediante el cual el director del Registro Electoral informó al Tribunal de que el departamento de Financiamiento abrió una investigación como consecuencia de la interposición de una denuncia formal.

La resolución de los magistrados no da detalles de la denuncia.

Por su parte, la semana pasada, el excandidato presidencial del Republicano, Rodolfo Hernández, y el diputado Otto Roberto Vargas denunciaran a Dolanescu ante el TSE.

Ellos también fueron acompañados del excongresista José Manuel Echandi y Wellington Arguedas, asesores de Vargas, así como por Roberto Suñol, exjefe de la campaña del 2018.

El exaspirante presidencial y el legislador basaron su denuncia, en parte, en un informe de la fiscala general del partido, Daisy Orozco, quien señaló supuestas irregularidades en la gestión de Dolanescu y de la tesorera del partido, Anabelle Soto.

El excandidato presidencial aseguró que “hay cosas que dejan una gran duda” sobre un pago a una agencia de publicidad y un fideicomiso bancario firmado por Dolanescu, después de las elecciones municipales, para pagar a proveedores sin que el TSE hubiese liquidado los gastos de campaña.