Política

Gobierno pretende demoler Gimnasio Nacional sin tener fondos para construir uno nuevo

Ministerio del Deporte planea construir un nuevo inmueble por ¢18.600 millones, sin tener el financiamiento amarrado. Centro de Patrimonio Cultural rechazó permiso para derribar gimnasio de 62 años

El Gobierno pretende demoler el Gimnasio Nacional, que data de 1960, para construir una nueva infraestructura que costaría ¢18.600 millones ($29 millones). Sin embargo, derribaría estas instalaciones deportivas sin tener certeza de cómo financiará la nueva obra.

Así consta en la documentación que el Instituto Costarricense del Deporte y la Recreación (Icoder) envió al Centro de Investigación y Conservación del Patrimonio Cultural, en octubre pasado, cuando solicitó un permiso para tirar abajo el edificio de más de seis décadas, ubicado en la esquina sureste del Parque Metropolitano La Sabana.

El 21 de octubre del 2021, Marta Solano Arias, coordinadora de la Comisión Construcción del Nuevo Gimnasio Nacional, le envió una nota a la directora del Icoder, Alba Quesada Rodríguez, en la que le indica que la autorización del Centro de Patrimonio “es sumamente importante para iniciar con los análisis de obtención de financiamiento en distintas figuras que se están estudiando”.

Agregó que el proyecto debía incluirse en el Banco de Proyectos de Inversión Pública del Ministerio de Planificación (Mideplán), según se puede leer en la nota CNG-006-2021.

Cinco días después, el 26 de octubre, la jerarca del Icoder pidió el aval de Patrimonio para la demolición del inmueble, el cual es indispensable porque este se ubica dentro del parque La Sabana, que es Patrimonio Histórico Arquitectónico.

No obstante, el 10 de noviembre, el Centro de Patrimonio denegó el permiso, aduciendo que “las obras por realizar constituyen la destrucción de un bien histórico arquitectónico de manera irreversible”.

Tal decisión fue apelada cinco días después y, actualmente, se encuentra en análisis técnico en el Ministerio de Cultura, donde el Centro de Patrimonio está adscrito.

“La declaratoria que tenemos de La Sabana es una declaratoria muy escueta. Dice: ‘se declara patrimonio histórico arquitectónico La Sabana’ y obviamente todo lo que está en ella. Desde ese punto de vista, se supone que todos los inmuebles de La Sabana están protegidos. Incluyendo el gimnasio”, explicó Diego Meléndez Dobles, director del Centro de Patrimonio Cultural, quien además cuestionó la forma cómo se ha manejado este proyecto.

La Nación se comunicó con la directora del Icoder, Alba Quesada, para conocer más sobre este proyecto y la negativa de Patrimonio. Ella pidió hablar directamente con la ministra de Deportes, Karla Alemán. Adujo que firmó los documentos del permiso “como representante legal (del Icoder) únicamente”, como “un mero trámite”.

Este diario buscó a Alemán, pero rechazó hablar y refirió la consulta a los integrantes de la Comisión del Nuevo Gimnasio, coordinada por Marta Solano Arias, quien hasta hace unos meses era la presidenta del gobernante Partido Acción Ciudadana (PAC). Solano pidió efectuar la entrevista la próxima semana. Ante la insistencia, añadió: “Estoy de vacaciones. Es por eso”.

“La comisión (del nuevo gimnasio) sesionará la próxima semana. Con mucho gusto al finalizar la próxima semana podemos conversar”, alegó la ministra de Deportes, a pesar de que se le informó que este artículo se publicaría antes.

La comisión a cargo de este proyecto fue constituida el 22 de abril del 2021, mediante un acuerdo del Consejo Nacional del Deporte y la Recreación, el cual aprobó que estuviese integrada por Marta Solano Arias, Carlomagno Chacón Araya, Carlos Echandi Meza, Dudley López Uribe, Blanca Rosa Gutiérrez Porras, Carmen Aguilar Arias, Marcela Centeno Leal y Carlos Murillo Gómez.

Los planos del anteproyecto fueron registrados ante el Colegio Federado de Ingenieros y Arquitectos (CFIA) con el código: OC 1002185. En dicho trámite consta que el nuevo gimnasio propuesto costaría ¢18.600 millones, mide 21.680 metros cuadrados y que el propietario es el Icoder.

Además, que la elaboración de los planos y los documentos están a cargo de: Carlomagno Chacón Araya (69 años), Carlos Alberto Echandi Meza (68 años) y Dudley López Uribe (52 años). Quienes dibujaron y diseñaron el proyecto fueron Paula Rojas Solano (26 años) y Roberto Tenorio Rivera (27 años).

En el Consejo Nacional del Deporte tampoco poseen información exacta sobre el proyecto de un nuevo gimnasio, confirmó Henry Núñez, miembro del Consejo y exdirector del Comité Olímpico Nacional (CON), ante una consulta de este diario.

“Entiendo que hay una comisión desde hace varios años trabajando sobre una propuesta, pero en el Consejo Nacional del Deporte no se ha visto eso y entiendo que es liderado por el Ministerio del Deporte. Marta Solano es la que coordina eso, según entiendo. Más que eso no sé. Ya cuando se vea a nivel del Consejo de Deportes el detalle de la propuesta, me podría referir más a eso, pero en este momento no soy la persona idónea para referirme porque ni siquiera sé de dónde vendría la fuente de financiamiento para eso, ni de qué trata el proyecto”, expresó Núñez.

Durante la administración de Luis Guillermo Solís, cuando Núñez era presidente del CON, el jerarca fue opositor de otros megaproyectos que no vieron la luz pero que sí fueron anunciados y divulgados: el Pabellón Deportivo (Parque La Paz) y el Centro Acuático (La Sabana).

En su momento, Núñez había criticado las obras por ser lejanas a la realidad de Costa Rica, y lamentó que no se le diera más apoyo a federaciones y a deportistas de alto nivel en lugar de hilvanar proyectos faraónicos, que llamó “elefantes blancos”.

El Gimnasio Nacional Eddy Cortés se inauguró el 19 de febrero de 1960. Es un edificio de 62 años y 2.548 metros cuadrados que, según un reportaje especial de La Nación de 2018, está cercano a cumplir su vida útil, pero que no se puede ‘botar’ de un día para otro, porque muchas federaciones deportivas dependen del edificio para realizar las prácticas de selecciones nacionales o para el desarrollo de torneos.

De hecho, hay momentos en los cuales las federaciones se “pelean” los lugares en el gimnasio. Momentos en que no hay fechas disponibles para usarlo porque varias disciplinas lo usan. También se usa el gimnasio para actividades empresariales, políticas y hasta circenses.

En 1960, el edificio nació sin techo. Con los años ha sido remodelado o retocado numerosas veces. En años recientes, se cambió el techo completamente (2011-2012) para tapar goteras que incluso llegaron a impedir el desarrollo de partidos. En 2015 se mejoraron servicios sanitarios.

En el Gimnasio también llegaron espectáculos de prominentes músicos, como Carlos Santana, Alejandra Guzmán, Rafael, Luis Miguel y Yuri.

Fabrice Le Lous

Fabrice Le Lous

Periodista francés radicado en Centroamérica. Becario ICFJ. Exeditor en La Prensa (Nicaragua). Autor del blog El Explicador, un nuevo formato para comprender noticias nacionales e internacionales.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.