Agencia AFP. 2 febrero

Acapulco, México. Un estadounidense residente en el balneario mexicano de Acapulco, golpeado por la violencia criminal, fue asesinado a balazos, informaron este sábado autoridades estatales mientras que medios locales señalan que la víctima sería un anarquista que militaba en favor de la despenalización de la marihuana de uso medicinal.

La fiscalía informó en un comunicado que investiga el ataque ocurrido el viernes en la casa de la víctima, donde se localizó además “un laboratorio de procesamiento de droga con diversas plantas, al parecer de marihuana”.

Vista aérea de la residencia de un estadounidense presuntamente activista a favor de la legalización de la marihuana en el barrio de Vista Hermosa en Acapulco, estado de Guerrero. Foto: AFP
Vista aérea de la residencia de un estadounidense presuntamente activista a favor de la legalización de la marihuana en el barrio de Vista Hermosa en Acapulco, estado de Guerrero. Foto: AFP

El ataque fue denunciado por otro estadounidense, que se hallaba en la casa de la víctima “cuando seis personas armadas llegaron al lugar y dispararon contra las personas que se encontraban presentes”.

“En los hechos resultó privado de la vida un hombre de origen estadounidense y lesionado otro más”, señaló el comunicado, al detallar que el herido fue quien denunció la agresión tras acudir a un hospital a recibir atención médica.

Según medios locales, la víctima mortal sería John Galton, un activista estadounidense definido como “criptoanarquista"” y promotor de la despenalización de la marihuana con fines medicinales.

Una fuente gubernamental rechazó comentar esta versión toda vez que por ley no se difunde la identidad de las víctimas, pero tampoco la desmintió.

Acapulco está localizada en el sureño estado de Guerrero, considerado uno de los más violentos por la presencia de cárteles de las drogas.

En México se han registrado más de 200.000 asesinatos desde diciembre de 2006, cuando el gobierno federal lanzó un polémico operativo federal militar antidrogas, según cifras oficiales que no detallan sin embargo cuántos casos estarían ligados a la criminalidad.