AFP. 8 enero
Un celular muestra la cuenta suspendida de Twitter del presidente Donald Trump. Foto: AFP
Un celular muestra la cuenta suspendida de Twitter del presidente Donald Trump. Foto: AFP

Washington. Twitter suspendió este viernes “permanentemente” la cuenta de Donald Trump, evocando los riesgos de “una mayor incitación a la violencia” de parte del mandatario estadounidense saliente, dos días después de la invasión de sus seguidores en el Capitolio.

“Después de una cuidadosa consideración de los tuits recientes de @realDonaldTrump y el contexto actual, incluida la forma en que se interpretan (...), hemos suspendido permanentemente la cuenta debido al riesgo de una mayor incitación a la violencia” del presidente saliente, indicó la compañía en un comunicado.

Rápidamente el sitio @realDonaldTrump, que tenía 88,7 millones de seguidores, aparecía con el mensaje “cuenta suspendida” y las decenas de miles de tuits del mandatario desaparecidos de la página.

Como respuesta a la suspensión definitiva, el mandatario acusó a la red social de conspirar con sus rivales políticos para “silenciarlo”.

“Twitter ha ido cada vez más lejos en restringir la libertad de expresión, y esta noche los empleados de Twitter se han coordinado como los Demócratas y la Izquierda Radical para suspender mi cuenta de su plataforma, para silenciarme a mí, y a USTEDES, los 75.000.000 grandes patriotas que votaron por mí”, afirmó en una serie de tuits desde la cuenta oficial del presidente de Estados Unidos @POTUS.

La red social borró rápidamente los mensajes de Trump.

“Utilizar otra cuenta para evitar la suspensión va contra nuestras reglas”, explicó un vocero de Twitter. “Hemos tomado medidas contra los recientes tuits en la cuenta @POTUS”. Agregó que esas cuentas oficiales no serán suspendidas, pero sí serán limitadas en su uso.

A partir del 20 de enero, la firma anunció que @POTUS pasará a manos del equipo del próximo presidente Joe Biden y la cuenta de seguidores comenzará con cero.

La red social había recientemente borrado varios tuits del mandatario, que no ha dejado de disputar la legitimidad de su derrota electoral en noviembre, y ya había suspendido su cuenta por 12 horas antes de reactivarla el jueves.

Otras redes sociales como Facebook, Snapchat o Twitch ya habían tomado esa medida, pero en el caso de Twitter es significativo porque ha sido la plataforma preferida de Trump desde que estaba en campaña electoral para los comicios del 2016.

“Nuestras reglas de interés público existen para permitir que la gente escuche directamente lo que los funcionarios electos y los líderes políticos tienen que decir. Sin embargo, hemos dejado claro durante años que estas cuentas no están completamente por encima de nuestras reglas y que no pueden usar Twitter para incitar a la violencia, entre otras cosas”, detalló la empresa con sede en California.

Por su parte, el ejecutivo de Facebook, Mark Zuckerberg, explicó el jueves que el bloqueo al mandatario fue extendido debido al uso realizado por Trump de la plataforma “para incitar a una insurrección violenta contra un gobierno elegido democráticamente”.

“Pensamos que los riesgos de permitir que el presidente siga usando nuestro servicio durante este periodo son sencillamente demasiado grandes”, afirmó Zuckerberg.

Las redes sociales han sido muy criticadas por no haber supervisado mejor los abusos del presidente y el uso de sus servicios por parte de grupos extremistas.