Negocios

Cazadores de ofertas y gastadores impulsivos aumentaron con la pandemia

Los consumidores en Costa Rica son más ‘astutos’ que hace algunos años y, aunque los gastos impulsivos aumentaron, también la búsqueda de mejores opciones, muestra el estudio ‘Guía del Consumidor 2022′

El estudio Guía del Consumidor 2022 realizado por la firma consultora White Rabbit muestra que los consumidores “cazadores de ofertas” crecieron en 5,2 puntos porcentuales durante este año en comparación con el año 2019, pasando del 63,5% de los encuestados al 68,7%.

Actualmente, al menos siete de cada 10 personas buscan aprovechar oportunidades de oferta en sus compras, mientras que para el 2019 eran seis de 10 los consumidores que se definían como cazadores de promociones, en un contexto donde el comprador ahora dedica más tiempo en elegir sus productos luego de adaptarse al esquema de precios y necesidades por la pandemia.

Juan Bernárdez, jefe de estrategia de White Rabbit, explicó que dos años de pandemia dejaron su saldo permanente en la forma de consumo de los costarricenses, que se han vuelto consumidores más astutos y eficientes.

Estas características del consumidor se dan también en un contexto de alta inflación en Costa Rica, un indicador que para julio alcanzó el 11,48%, la mayor cifra reportada desde abril del 2009.

Asimismo, tras dos años de contención del gasto personal y hasta negocios cerrados por la pandemia, para el 2022 la compra impulsiva también creció en comparación con el 2019, en casi siete puntos porcentuales. El 31,3% del gasto señalado por los encuestados se definió dentro de dicha casilla, mientras que para el 2019 era de 24,5%.

“La compra pensante está bajando, la de la lista de pros y contras. Le llamamos emocional a la compra que no lleva este proceso de pros y contras más racional”, explicó el jefe de estrategia de la firma.

Bernárdez explicó que los resultados muestran que los consumidores están listos para volver a enamorarse de las marcas, mientras que dichas marcas deben buscar la forma de conectar con sus clientes, ocupar lugares importantes dentro del hogar y convertirse en eficiencia para el consumidor.

El estudio de White Rabbit expone la preferencia de los costarricenses a quedarse en casa, luego de “redescubrir” su significado y adaptar diversas actividades al espacio del hogar.

La Guía del Consumidor señala que poco más de seis de cada 10 consumidores pasan más tiempo dentro de la casa ahora que antes de la covid-19 y siete de cada 10 aprendieron a disfrutar más de la casa de lo que lo hacían antes.

Así, siete de cada 10 consumidores prefieren ver una película desde la comodidad de su sillón a ir a un cine o bien cocinar antes que salir por comida. Sobre este dato, Bernárdez explicó que el desafío de los comercios es agregar el valor de lo “extraordinario” al servicio que ofrecen, brindar al consumidor aquello que no puede encontrar en casa.

El presidente de la Cámara de Comercio de Costa Rica, Julio Castilla, también destacó la necesidad del sector de ofrecer nuevas experiencias al consumidor y convivir en un “mundo híbrido!”

“Está el reto de cómo nuevamente generamos la experiencia desde los comercios para que nos quieran visitar (...) hoy estamos en un nuevo mundo pospandemia y creo que poco a poco se va a ir tendiendo a salir de casa mientras se incentivan nuevas experiencias”, dijo Castilla.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.