Óscar Rodríguez. 17 enero
El Banco de Costa Rica fue la entidad bancaria estatal que obtuvo la mayor ganancia durante el 2019, según el reporte emitido por la entidad a Sugef. Foto: Rafael Pacheco.
El Banco de Costa Rica fue la entidad bancaria estatal que obtuvo la mayor ganancia durante el 2019, según el reporte emitido por la entidad a Sugef. Foto: Rafael Pacheco.

El Banco de Costa Rica (BCR) y el Banco Nacional de Costa Rica (BNCR), los dos bancos estatales, consiguieron elevar sus ganancias en el 2019, resultado que fue impulsado por la venta de servicios y las inversiones en el mercado financiero.

Por el contrario, en la banca privada, la apreciación del colón respecto del dólar más bien redujo sus utilidades durante ese mismo año.

De regreso a la banca estatal, el BCR y el Nacional tuvieron, en conjunto, una utilidad neta (luego del pago de impuestos) de ¢60.775 millones, es decir, 40% en comparación con los ¢43.341 millones reportados en el 2018, según la información publicada en el sitio web de la Superintendencia General de Entidades Financieras (Sugef).

El BCR reporto el mejor resultado de la banca estatal, con una utilidad neta de ¢37.074 millones, lo cual significó un incremento del 69%, frente a los ¢21.950 millones de ganancia en el 2018.

Tal aumento se fundamenta, principalmente, por los ingresos de la venta de servicios y en una fuerte reducción de las provisiones por créditos malos.

Del lado de la prestación de servicios, los ingresos del 2019 fueron de ¢114.252 millones, es decir, 9% más comparado con los ¢104.742 millones del año previo.

Douglas Soto, gerente general del BCR, explicó que este segmento mejoró como consecuencia de la absorción de Bancrédito.

Desde del año pasado, la entidad efectúa el proceso de cobro de impuesto de salida del país y administra las tiendas del Instituto Mixto de Ayuda Social (IMAS), en el aeropuerto Juan Santamaría, expresó Soto a La Nación, en diciembre pasado.

Otra área que sumó al resultado fueron las estimaciones y recuperación de activos por créditos en mora.

En esta cuenta, el Banco de Costa Rica liberó ¢18.504 millones que cubrían operaciones de crédito con problemas de pago, lo cual elevó la ganancia final.

En este rubro también influyó la mayor recuperación de dinero por la venta de propiedades adjudicadas en dación de pago por préstamos heredados de Bancrédito.

En el caso del Banco Nacional, la utilidad neta ascendió a ¢23.701 millones el año pasado, es decir, 11% más respecto a los ¢21.391 millones del 2018, muestran los datos obtenidos de Sugef.

El resultado de la entidad mejoró impulsado por los ingresos financieros por inversiones bursátiles, los cuales fueron de ¢72.445 millones, en el 2019, comparado con los ¢57.007 millones del año previo, o sea, un aumento del 27%.

Los ingresos por el pago de los créditos colocados por el BNCR apenas crecieron el año pasado, pues ascendieron a ¢448.948 millones, para un incremento de 0,9% respecto a los ¢444.852 millones del 2018.

El resultado es coincidente con la menor evolución del crédito, durante el año pasado, en la entidad pública.

“En el último trimestre (del 2019) vimos mayores solicitudes de crédito presentadas. En sectores como turismo y empresas que atienden las zonas francas vimos más solicitudes, pero no se formalizan en el 2019, sino en el 2020 y ahí se dará el desembolso”, explicó Gustavo Vargas, gerente general del Banco Nacional..

Hasta el 17 de enero, el Banco Popular no había actualizado su estado de resultados al cierre del 2019, con lo cual no se incluyó en la revisión.

Dólar influyó en resultados

En la banca privada el principal determinante de sus utilidades netas, durante el año pasado, fue la influencia generada por el tipo de cambio, pues el 70% de la cartera total de crédito, de ¢7,6 billones, está en moneda extranjera, según datos de la Superintendencia.

En el 2019, el tipo de cambio del dólar se depreció 6%, lo cual generó pérdidas cambiarías contables a la mayoría de los bancos privados.

Hasta diciembre pasado, 10 de los 11 bancos privados (Citibank aún no ha actualizado su información) reportaron una ganancia conjunta de ¢83.860 millones, es decir, 22% menos respecto a los ¢107.603 millones del 2018.

BAC Credomatic fue la entidad que tuvo la mayor utilidad el año pasado, con ¢56.038 millones. Sin embargo, reporto una reducción del 19%, pues en el 2018 este renglón ascendió a ¢69.529 millones.

En esta disminución fueron relevantes las pérdidas contables provocadas por diferencias cambiarias, las cuales ascendieron a ¢20.529 millones, el año anterior.

Davivienda tuvo la segunda mayor ganancia el año pasado, la cual ascendió a ¢10.755 millones. Empero, se redujo 16% comparado con los ¢12.925 millones del 2018.

En el segmento de bancos privados, Scotiabank y Lafise fueron los únicos que lograron incrementar sus ganancias netas, en el 2019, en comparación con el año previo.

La utilidad neta de Scotiabank ascendió a ¢5.461 millones, el año anterior, y de ¢712 millones en el 2018; en ese año las ganancias del banco resultaron afectadas por el proceso de incorporación del negocio de tarjetas de crédito de Citibank.

La entidad tuvo una relevante mejora en sus ingresos financieros, pues ascendieron a ¢188.837 millones, el año pasado, comparados con ¢152.274 millones en el 2018, es decir, un incremento del 24%.

Entre tanto, en Lafise, las ganancias del año pasado fueron de ¢2.081 millones, lo cual significo 22% más en comparación como los ¢1.699 millones del 2018.