Televisión

Montserrat del Castillo tendrá más presencia en la pantalla del 7: ‘Crecí cuando logré soltar los miedos’

La presentadora, que aparece en ‘De boca en boca’ de semana de por medio, conducirá ‘Qué buena tarde’ los lunes y martes. Esto debido a los compromisos de Keyla Sánchez con ‘Tu cara me suena’. Del Castillo repasó su crecimiento en pantalla.

Hace varios meses que la presencia de Montserrat del Castillo mermó en la pantalla. Dejó de aparecer a diario. Primero estuvo fuera por su licencia de maternidad. Su hijo y principal motor de vida, Jhona Monroy del Castillo, nació en mayo del 2020. Cuando terminó el periodo de Ley para estar con su bebé y debía incorporarse a De boca en boca, de Teletica, sus apariciones fueron menores. En plena pandemia de coronavirus la producción permitió que ella y su compañero Bismark Méndez “se cuidaran en casa”.

En ese momento Víctor Carvajal y Mauricio Hoffman eran los conductores. Ella estaba atenta al llamado para regresar a presentar. Ocurrió, pero su participación es, hasta ahora, de semana por medio en el programa de espectáculos. Esto como medida preventiva: si llegan a ocurrir nuevos contagios de coronavirus, los presentadores tendrán la posibilidad de reemplazarse, aunque la dinámica podría cambiar luego de que Carvajal fuera recientemente separado de su puesto. La producción aún no se refiere a si se incorporará una nueva figura.

Cada vez que Montserrat conduce lo hace entusiasmada y busca transmitir calidez a través de la pantalla. Regala su autenticidad al público de las tardes.

Ahora mismo, Montserrat se siente emocionada porque próximamente asumirá una labor en la que podrá proyectarse de una manera más divertida, considera. A partir del 6 de setiembre, todos los lunes y martes, la presentadora conducirá el programa Qué buena tarde (QBT). Ella estará junto a Yiyo Alfaro mientras Keyla Sánchez, conductora oficial, atiende compromisos relacionados con su rol en Tu cara me suena (TCMS), formato que se estrena el día 5 del mismo mes.

Silvia Aguilar, productora de Qué buena tarde, comentó por qué vieron en Montserrat a la figura ideal para asumir este rol mientras se realiza esta nueva temporada de TCMS.

“Montse tiene ese ángel característico en ella, además de que al igual que Key es mamá y eso identifica a nuestra audiencia. Además, ella aporta frescura y compañerismo. En esta oportunidad podremos ver a Montse desenvolviéndose en otro espacio donde puede ser más espontánea, reír, verla jugar e interactuar con nuestros invitados. En fin podremos conocer a esa Montse más libre. En De boca en boca se sigue más un guion con notas y comentarios, en Qué Buena Tarde se sigue más el corazón y la intuición y creo que ella lo va hacer muy bien”, comentó la productora.

Montserrat ya asistió al programa para ir acoplándose al formato. Keyla Sánchez le ha brindado consejos y el equipo la ha hecho sentirse muy acogida.

“Los chiquillos me trataron muy bien. Hay mucho compañerismo. La oportunidad es muy linda. Es una experiencia diferente. Solo he hecho De boca siempre. Esto ahora significa la responsabilidad de cubrir a alguien que es super buena, muy carismática, que admiro y respeto muchísimo. Me comprometo a ser responsable con la producción que me da esta oportunidad y lo quiero hacer de la mejor manera. También me gusta la posibilidad de tener esa versatilidad, quiero probar nuevas cosas en mí”, comentó.

La oportunidad la recibe de la mejor manera en un momento en el que está a punto de graduarse de la licenciatura en ciencias de la comunicación que cursó en la Universidad Continental de México. Quiere llevar un énfasis en Costa Rica. Está feliz.

En esta nueva etapa, dice, mostrará su máxima esencia.

“En QBT uno se relaja mucho. Sentí que era solo media hora el programa por lo bien que se pasa. Me gusta. No estoy acostumbrada a hacer entrevistas. Hasta en eso me gusta mucho esta experiencia de tener esos matices como profesional, ir viendo otras posibilidades, ir conociendo a otras personas”, dijo.

“Trato siempre de ser yo misma. No soy como que haga un papel. Trato de ser espontánea, natural. Trato de que la gente vea lo que ve en la calle. Creo que soy más simpática en persona que en tele. En Qué buena tarde podré ser más vacilona, a veces uno se retrae. Es una oportunidad para soltarme, vacilar. Al inicio en De boca teníamos más libertad de hacer cosillas, pero por la pandemia hubo cambios”,

—  Montserrat del Castillo.

Con esta nueva oportunidad, Montserrat tendrá mayor presencia en la pantalla de Teletica. Con ello quedan atrás los momentos complicados que enfrentó por aparecer intermitentemente en De boca en boca, cuando las personas le preguntaban si estaba fuera del espacio.

“Se juntó la pandemia con la maternidad. Para mí fue muy duro porque la gente me preguntaba si no trabajaba. Esta es mi oportunidad para estar más días, para que el público se sienta identificado, que me vean más. Es una posibilidad para crecer como profesional. Me siento muy contenta, feliz. Esto requiere de más esfuerzos, pero creo que es un esfuerzo que va a valer completamente la pena”, afirma.

Fructífero recorrido

La presentadora Montserrat del Castillo es una de las figuras costarricenses, viviendo en Costa Rica, con más seguidores en sus redes sociales. Ella suma 636.000 en Instagram, de ahí que también trabaje como generadora de contenido y embajadora de marcas.

Hace ocho años que trabaja en Teletica y sabe claramente cuáles han sido las claves de su crecimiento.

“Siento que crecí cuando logré empoderarme, soltar los miedos, cuando logré sujetarme cada vez que quería leer comentarios o alguna opinión (de los demás), cuando del todo corté eso y simplemente empecé a hacer las cosas en cuanto a mis principios y valores y lo que yo pensaba que estaba bien para mí y mi carrera. Dejé de agradar a los demás y empecé a agradarme a mí misma.

“El hecho de ser mamá me empoderó muchísimo para seguir luchando, salir adelante, porque obviamente mi hijo me da el impulso que necesitaba para poder soltarme. Hoy tengo muchas cosas más que decir que antes. Veo la vida diferente. Eso me ha empoderado y hecho crecer”, confía.

El cariño y admiración de las personas es lo más grande que le ha dejado su trabajo en televisión.

“La manera en cómo uno logra impactar a alguien y no se da cuenta. Vas en la calle y te admiran y uno sin saber por qué. Creo que ese cariño no tiene precio. Llena de satisfacción. También el hecho de saber que uno está realizando un sueño, nunca me imaginé llegar aquí. Fue satisfactorio lograrlo”, afirma.

Como en la vida, no todo es agradable, y reconoce que lo más difícil y hasta doloroso de su trabajo es recibir críticas y juzgamientos de quienes emiten criterios sin conocer la realidad.

“A veces te humillan y te hacen bullying y no saben el daño colateral que provocan en la familia y en uno. Eso ha sido lo más duro. Este ambiente es un poco duro porque a veces no sabes quien es tu amigo y quien no, y creo que eso pasa en cualquier trabajo. Así que estar expuesta hace que alguien tenga la oportunidad de opinar sobre uno. Hay explicaciones que uno no da y eso de no defenderse y de no hablar es bastante rudo”, añade.

De los aprendizajes que ha obtenido en este camino que tiene deseos de recorrer por mucho tiempo más, dice que aprendió el valor de la humildad y de siempre mantenerse con los pies en la tierra.

“No hay que olvidar de dónde viene uno. Uno aprende a perdonar, a ser más fuerte, a seguir adelante”.

Fernanda Matarrita Chaves

Fernanda Matarrita Chaves

Periodista y Licenciada en Comunicación de Mercadeo de la Universidad Latina de Costa Rica.