Carlos Soto Campos.   21 diciembre, 2016

(Video) Chayanne deleitó en Costa Rica

Los roqueros tuvieron a Metallica, Guns N’ Roses y Iron Maiden. Los amantes de la música latina a Nicky Jam, Maluma y Marc Anthony. Quienes escuchan música pop romántica pudieron disfrutar de Jesse y Joy, Ha*Ash, Laura Pausini, Chayanne, Miguel Bosé y veteranos como Ana Belén y Víctor Manuel o Jeanette y Juan Bau.

Para el 2016, el Ministerio de Economía registró unos 66 espectáculos musicales que requerían preventa; es decir, sin contar actividades abiertas y solamente considerando aquellas presentaciones en teatros, estadios, campos feriales o anfiteatros.

La oferta de conciertos del 2016 fue notable e inédita, no solo por la cantidad de presentaciones, sino porque cada género tuvo algunos de sus mejores exponentes en el país. Varias agrupaciones cumplieron con la promesa de regresar, como es el caso de la estadounidense Maroon 5, que abarrotó Parque Viva, en la Guácima de Alajuela.

Uno de los regresos más esperados fue el del grupo estadounidense pop rock Maroon 5, que se presentó frente a 18.600 personas. Las fanáticas celebraron el retorno del atractivo Adam Levine a La Guácima, Alajuela. Gabriela Téllez
Uno de los regresos más esperados fue el del grupo estadounidense pop rock Maroon 5, que se presentó frente a 18.600 personas. Las fanáticas celebraron el retorno del atractivo Adam Levine a La Guácima, Alajuela. Gabriela Téllez
Alejandro Sanz invita al publico a cantar una de sus canciones con él en su concierto en Costa Rica
Alejandro Sanz invita al publico a cantar una de sus canciones con él en su concierto en Costa Rica

También lo hicieron Marc Anthony, en febrero; Alejandro Sanz, en mayo; el grupo de reggae Cultura Profética, en agosto; los cantantes Mijares y Emanuel, en octubre, y el dúo Sin Bandera, que visitó el país en noviembre como parte de su gira de despedida.

Steve Aoki, uno de los 10 mejores DJ en el mundo, según la revista DJ Mag, fue parte del 6DK, la ya tradicional celebración de aniversario de Kölbi.

Repitieron en el país varios grupos de metal como Mayhem, Metallica, Iron Maiden, Anthrax y Avantasia.

Por otro lado, el público conoció en el escenario las canciones de Guns N’ Roses (que había pasado 23 años separados) al igual que las de Ha*Ash, Jesse y Joy, Yanni, Maluma y el dúo de electrónica Nervo, que animó el festival Life in Color.

Lluvia de noviembre. El Estadio Nacional recibió empapado la única visita de Guns N’ Roses al país. El guitarrista Slash no le huyó a la lluvia y posó para la fanaticada. Cortesía de RMPTV
Lluvia de noviembre. El Estadio Nacional recibió empapado la única visita de Guns N’ Roses al país. El guitarrista Slash no le huyó a la lluvia y posó para la fanaticada. Cortesía de RMPTV
Janick Gers de Iron Maiden fue uno de los primeros en conectar una guitarra este año en el Estadio Saprissa, Tibás. En marzo dieron su segundo concierto en el país. Jorge Navarro
Janick Gers de Iron Maiden fue uno de los primeros en conectar una guitarra este año en el Estadio Saprissa, Tibás. En marzo dieron su segundo concierto en el país. Jorge Navarro

También aparecieron propuestas nuevas como el Coca-Cola Fest (que tuvo como invitados a Los Fabulosos Cadillacs), el Urban Fest (con Nicky Jam y Gente de Zona) y el Retro Fest (que trajo a KC and the Sunshine Band).

Auge. Los productores de algunas de estas actividades coinciden en que la oferta ha ido aumentando y, con ello, las posibilidades del público de sorprenderse. Después de todo, ¿quién se esperaría que el Estadio Nacional recibiera –en cuestión de dos semanas– a Guns N’ Roses y Metallica?

“Es difícil coordinar ese tipo de show internacional”, explicó Don Stockwell, de RMPTV, productora que trajo a Guns N’ Roses. “Los que trajeron a Metallica y nosotros debimos tomar la oportunidad. Creo que hay campo para todos”, manifestó.

El de Maluma se volvió uno de los conciertos más noticiosos del año, después del beso que le dio a una fanática durante su concierto en el Anfiteatro Coca-Cola, de Parque Viva. Mayela López
El de Maluma se volvió uno de los conciertos más noticiosos del año, después del beso que le dio a una fanática durante su concierto en el Anfiteatro Coca-Cola, de Parque Viva. Mayela López
Las mexicanas Ha*Ash llenaron Parque Viva en su primera presentación en Costa Rica. En la imagen, Hanna Pérez. Jeffrey Zamora
Las mexicanas Ha*Ash llenaron Parque Viva en su primera presentación en Costa Rica. En la imagen, Hanna Pérez. Jeffrey Zamora

Con la oferta, también ha aumentado la competencia. Un sondeo que tomó en cuenta a Stockwell, Juan Carlos Campos (One Entertainment), Cristian Arce (Blackline Productions) y Ernesto Arceyut (Arceyut Producciones) reveló que la mayoría de los empresarios percibieron este año más complicado que el anterior para hacer negocio.

Arce lo atribuyó a que en el 2016, en el campo del rock y metal, hubo pocos artistas grandes que salieron de gira y que por ello fue un año atípico. Él y sus colegas coincidieron en que el mercado se ha saturado, pero que la competencia es bienvenida.

“Desde el 2011, Costa Rica se transformó en una parada casi obligatoria para las giras grandes por su ubicación geográfica y porque tenemos conocimiento técnico para recibir estas megaproducciones”, explicó Arceyut.

Él considera que la clave para seguir creciendo –a pesar de la saturación– es variar la oferta y conseguir actos novedosos.

Costa Rica en concierto reunió en el Melico Salazar, junto a la Orquesta Filarmónica, algunos de los mejores grupos ticos. En la foto, Sonámbulo. Jeffrey Zamora
Costa Rica en concierto reunió en el Melico Salazar, junto a la Orquesta Filarmónica, algunos de los mejores grupos ticos. En la foto, Sonámbulo. Jeffrey Zamora
Aunque sufrió un accidente dos días antes del concierto, Bosé cumplió y reventó Parque Viva R. Pacheco
Aunque sufrió un accidente dos días antes del concierto, Bosé cumplió y reventó Parque Viva R. Pacheco

La mayoría, como Juan Carlos Campos, opinan que también debe haber estímulos para que la situación mejore.

“Si un solo ente se hiciera cargo de pedir requisitos evitaría hacer los mismos trámites hasta cuatro veces”, manifestó Campos. Otro obstáculo son las cargas de impuestos, que llegan hasta un 31% del precio del tiquete.

“El entretenimiento no tiene por qué ser tan caro para la gente. Es parte de la formación cultural de un pueblo”, agregó Campos.