Música

El regreso de Passiflora: la banda se reúne después de seis años de silencio

La banda costarricense de gypsy folk se había separado en el 2016, pero sus fans siguieron fieles y ahora los acompañarán en su gran concierto de vuelta

Con los años el aprendizaje y la madurez aumentan, eso lo tienen muy claro los músicos de la banda costarricense Passiflora, que este 2022 y después de seis años de estar separados como grupo volverán al escenario y también al estudio de grabación.

La buena noticia para los fans del grupo, de gypsy folk, llegó con una probadita de su regreso en un concierto que ofrecieron en la Universidad de Costa Rica (UCR), durante la tradicional Semana U.

Sin embargo, para aquellos que se perdieron de esa oportunidad, Passiflora está preparando un gran concierto en el Jazz Café Escazú, para marcar su retorno oficial a la música. La cita está pactada para el miércoles 18 de mayo. En dicho espectáculo, la agrupación hará un repaso por su obra musical, incluyendo canciones como Moonlight, La montaña y Like a Tree.

Además, hay más buenas noticias, ya que el grupo está en el proceso de grabación de un nuevo sencillo y nuevas canciones vienen en camino.

Las entradas para el concierto de regreso tendrán un valor de ¢16.000 el día del evento. Para mayor información sobre los boletos, puede comunicarse al teléfono 9723-9000. En el recital, además, tendrá participación la artista nacional Karol Barboza.

Cuando en el 2016 Passiflora se separó, la banda anunció la decisión en sus redes sociales. En ese momento no hubo mayor explicación del por qué y muchos de sus fans se quedaron con un gran sinsabor. De un día para otro, el grupo que tanto querían, simplemente ya no estaba.

En entrevista con Viva, la cantante y guitarrista Mariana Echeverría, así como la corista Martha Palacio, hablaron sobre su separación, el regreso a escenarios y todo lo que viene para Passiflora a partir de ahora.

Ambas artistas concordaron en un hecho clave: haber tomado caminos por separado les sirvió para mejorar en muchos aspectos, tanto profesionales como personales, para darle al grupo un nuevo respiro.

“Como líder del proyecto tenía algunas herramientas que tenía que desarrollar más, sentí que fue lo mejor para trabajar en ellas. Hubo ciertos problemas de comunicación, nos habíamos desconectado”, explicó Echeverría.

“En ese momento no preveíamos que una banda es una familia, al menos la nuestra así es. Teníamos situaciones que no necesariamente sabíamos cómo manejar. Estar alejados en cierta forma nos ayudó a crecer, a observarnos, a valorar y a estar en gratitud con el proyecto”, acotó Palacio.

Con respecto a volverse a reunir para tocar y para hacer nuevas obras, las cantantes afirmaron que es un buen momento. Además, aseguran que el calor que recibieron del público en la UCR las motivó.

La idea del regreso, en un principio, fue del guitarrista Héctor Morales, siendo respaldada después por todos los demás miembros. La emoción de reencontrarse en la música los sedujo.

“No percibíamos con tanta fuerza la falta que nos hacía tocar, lo mucho que nos hacía estar juntos, hacer música juntos (...) Fue una sorpresa que nos hiciera tanta falta. Empezamos con la necesidad de hacer, quizá, otra canción, y eso nos llevó a otras cosas que estamos trabajando”, dijo Echeverría.

Sobre la energía que recibieron del público en la UCR y la curiosidad de descubrir fans más jóvenes, el agradecimiento es inmenso.

“Para todos fue muy especial. Estábamos muy agradecidos porque llevábamos mucho tiempo sin tocar y los seguidores del grupo se han vuelto de culto, los extrañábamos. Además, de esa gente que siempre ha estado cerca de nosotros, también descubrimos un público nuevo que no conocíamos, que tal vez nunca había estado en una Semana U y fue abrumador el cariño con el que nos recibieron”, agregó Palacio.

La reunión de Passiflora, en la parte musical, fue algo orgánico. Los miembros de la banda se encontraron cómodos tocando las canciones que los llevaron al gusto del público costarricense, aunque aseguran que no fue tan fácil volverlas a ejecutar.

Sin embargo, la energía fluyó de manera muy positiva, tanto que el proceso de tocar juntos de nuevo concluyó de la mejor manera: en una nueva producción.

“A todos como banda nos gusta la nueva canción. Vamos a concentrarnos ahora en ella, no sé qué estilo decir que es, pero definitivamente va mucho con lo que Passiflora fue antes, pero con algo nuevo y diferente”, dijo Mariana, compositora de la pieza.

“El sencillo mantiene la esencia y el corazón de Passiflora. No queremos que después de seis años se pierda la energía que tenemos, eso es algo muy importante para nosotros y para el público. No vamos a ir a un extremo diferente, pero cada uno aportó lo que ha aprendido en este tiempo”, afirmó Martha.

Passiflora se mantiene casi intacta en sus líneas. Continúan en el grupo Mariana Echeverría (voz y guitarra), Héctor Morales (guitarra), Mauricio Delgado (batería) y Christine Raine y Martha Palacio (coros). La nueva incorporación es la del bajista Michael Muñoz.

Jessica Rojas Ch.

Jessica Rojas Ch.

Bachiller en periodismo de la Universidad Internacional de las Américas. Cubre temas de música nacional e internacional, además de informaciones de entretenimiento.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.