7 junio, 2012
 Mássimo Hernández y Luis Montalbert-Smith bromearon entre ellos y con sus seguidores vía web. José DiazAmeno.
Mássimo Hernández y Luis Montalbert-Smith bromearon entre ellos y con sus seguidores vía web. José DiazAmeno.

Que Gandhi no se ha separado –tan solo se había tomado vacaciones–; que no hay canción amada necesariamente por encima de otra; que están a punto de entrar en su encerrona habitual de donde suelen salir muchos de sus discos...

De estoy mucho, pero mucho más, hablaron Federico Miranda, Abel Guier, Mássimo Hernández y Luis Montalbert-Smith ayer con sus seguidores, en un videochat en La Nación en Internet.

“Las canciones son como los hijos de uno. Uno los quiere a todos por igual”, dijo Luis Montalbert-Smith, en la primera parte del videochat y que lo tuvo en pantalla a él y a Mássimo Hernández.

Esa primera media hora, de algo más de 60 minutos que duró la conversación virtual entre Gandhi y sus seguidores, sirvió también para que los músicos incluso se remitieran a cómo era hacer su trabajo hace 10 o 15 años atrás de los 20 que llevan de vida.

“Antes no teníamos Internet para todo esto. No creábamos eventos en Facebook para un anunciar un concierto, íbamos en bus o a pie o un carro prestado a pegar, ¡a mano!, los afiches que nosotros también hacíamos. Ahora, hay más facilidades para la música”, dijo Mássimo Hernández.

Una y otra vez llegaban las preguntas de los seguidores de Gandhi acerca de cuándo tendrían un disco nuevo en el mercado. El baterista, Mássimo, fue claro en decir que ayer mismo partían para Guanacaste, donde en mecánica de encerrona han salido varios discos de la banda, pero no aseguró que vendrían con material nuevo. “Hay que ver qué pasa”, dijo.

Fede y Abel. La siguiente media hora del videochat fue para la otra mitad de Gandhi, que en silencio esperaba su turno en el estudio multimedia de La Nación.

Fue entonces cuando Abel Guier y Federico Miranda ocuparon los lugares frente a la cámara, y fue el momento para referirse a algunas composiciones de la banda.

“Me gustan las canciones que tengan algo de profundidad y en ese sentido El Ático y En el jardín que son de mis favoritas”, dijo Federico Miranda.

Una pregunta llevó al guitarrista también a contar cómo se sintieron la primera vez que dieron un concierto. “Estábamos tan nerviosos que Luis y yo fuimos como tres veces al baño. Pero ya cuando estábamos tocando, el hombre (Luis) se tiró al público, hizo un superconcierto. Nos demostró su talento para estar en el escenario, fue un muy buen comienzo. Nos impresionó a todos”, recordó.

El primer video que tuvo El Invisible también fue sujeto de curiosidad para los fans. “En su momento era un apoyo que necesitábamos y eso hizo que la canción llegara también a la televisión”, dijo Guier.