Kimberly Herrera. 19 septiembre
La chef Sophia sufre de los dolores de cabeza desde el 2018 y recientemente fue operada. Foto: Archivo.
La chef Sophia sufre de los dolores de cabeza desde el 2018 y recientemente fue operada. Foto: Archivo.

El fin de semana, Sophia Rodríguez volvió a correr y terminó sus ocho kilómetros sin ningún dolor de cabeza que le impidiera disfrutar del ejercicio.

Esta es la primera vez en los últimos dos años que la chef corre sin tener que parar en el camino por uno de esos dolores de cabeza tan fuertes y que de forma repentina aparecían y que le imposibilitaba continuar con su rutina

“Es un alivio a todo nivel: a nivel físico y a nivel psicológico, porque es un tema que venía arrastrando desde hace años y que ha sido desgastante a nivel emocional porque te incapacita un poco. También es un tipo de dolor físico que te afecta el estilo de vida, porque yo soy superactiva y me gusta mucho hacer deporte y el hecho de saber que no podía salir a correr, porque si lo hacía tenía que parar al menos cuatro veces en la corrida porque me iba a descomponer del dolor, era muy frustrante”, afirma.

A la carismática chef la operaron el pasado 3 de setiembre de un quiste mucoso en el seno esfenoidal de la cabeza (mucocele) y que desde el 2018 le provocaba de forma repentina un fuerte dolor de cabeza, conocido como picahielo, y que tenían una duración de entre 30 segundos y un minuto.

Sophia explica que si bien nunca dejó de hacer ejercicio, el dolor que le provocaba el quiste era tan fuerte que no podía correr con normalidad. Sin embargo, esto no solo ocurría con el ejercicio, pues a veces, cuando iba manejando tenía que parquearse hasta que le pasara el dolor; también le pasaba cuando grababa recetas o daba clases, pues podía ocurrir en el momento menos pensado.

“Ha sido difícil porque además no había un detonante, es decir, no es como que yo decía ‘si me agacho de esta forma, me va a dar’ sino que a veces sí me dolía y a veces no, era totalmente impredecible. Entonces, a veces me daba cuando grabo recetas, a veces cuando daba clases y yo tenía que disimular y seguir.

La chef Sophia asegura que le sorprende la cantidad de personas que sufren de los dolores de cabeza y no acuden al médico. Foto: Archivo.
La chef Sophia asegura que le sorprende la cantidad de personas que sufren de los dolores de cabeza y no acuden al médico. Foto: Archivo.

“A veces lo que hacía era que cerraba los ojos y me iba a una esquina y a veces sí me tocaba decirle a la gente que perdón, que tenía que hacer una pausa porque me estaba doliendo mucho la cabeza, pero es que no es un dolor de cabeza que se quite con una pastilla, es como eléctrico, entonces tenía que tratar de ser valiente", asegura.

A la chef se le formó el mucocele tras la operación a la que se sometió en el 2016 por un tumor cerebral; sin embargo, fue hasta hace poco que se lo detectaron, ya que fue sometida a muchas pruebas antes, para descartar que el tumor la estuviera afectando de nuevo.

De acuerdo con Sophia esto no es normal que ocurra. Ella es parte de un pequeño porcentaje de personas a las que le ha tocado atravesar por la tormentosa experiencia.

“Lo que pasa es que en mi caso la cirugía fue por la nariz y llegaron al cerebro por medio de la nariz. Esto es muy raro que pase, pero hay casos como el mío que hubo algo en la cicatrización que empezó a acumular masa mucosa en el hueso del seno senoidal de la cara entonces, fue resultado de la cirugía, no del tumor. Entonces uno lo que siente es una presión que le oprime todos los huesos”, detalla.

View this post on Instagram

Con la luz verde de mi doctor hoy volví a hacer ejercicio tras mi reciente cirugía. Corrí 8 km y por primera vez después de más de 2 años corrí sin dolor en mi cabeza. En 2016 me operaron de un tumor cerebral en mi hipófisis y como resultado de esa cirugía que fue por la nariz tiempo después se empezó a formar un quiste mucoso en el seno esfenoidal de mi cabeza conocido como mucocele. Eso me generaba tensión en los nervios y me provocaba un dolor insoportable en el lado izq de mi cabeza que me daba al menos 15 veces al día durante 30 segundos cada episodio. Hacer ejercicio sin dolor era inconcebible. El golpeteo lo empeoraba todo y yo tenía que determe por completo varios minutos para resistirlo. Me paralizaba mi estilo de vida. Yo nunca le dije a nadie lo mal que me sentía, solo Ricardo, mis médicos y entrenadores estaban enterados. Nunca dejé de hacer ejercicio por completo porque le gritaba a mi cabeza "Soy más fuerte que el dolor", descansaba y seguía. Ahorita les puedo explicar el diagnóstico pero fueron años haciéndome pruebas médicas, resonancias, exámenes neurológicos, tomando medicamentos, de todo para poder encontrar el origen. El pasado jueves 3 de sept me operaron para remover por completo el mucocele. Hoy corrí en libertad y por primera vez en mucho tiempo me sentí dueña de mi cuerpo y mis capacidades. He rezado muchísimo por esto y Dios me ha ayudado una vez más. Infinitas gracias a mis médicos, mi neurólogo y amigo Roger Rodríguez y mi otorrino Carlos Luis Quirós quien me ha acompañado en ambas cirugías exitosas. Y sobretodo gracias a Ricardo, mi casi esposo, porque es quien siempre me ha dado la mano para que se la apriete duro cuando tengo dolor, quien sufría viéndome débil sin poder hacer nada más que abrazarme y quien literalmente es mi sostén en cada prueba. Gracias Dios y a todos los que oraron por mi!!! 💙 ¡Hoy es día de fiesta!

A post shared by Sophia Rodriguez Mata (@sophielachef) on

Los dolores no han cesado del todo, pero la chef asegura que ya no se comparan con los que tenía antes. Por ejemplo, antes de la cirugía el dolor le daba hasta 15 veces al día; ahora, si acaso, son dos y muy leves.

Los médicos le han dicho que debe tener un poco de paciencia y seguir el control neurológico para saber si definitivamente si se le quitan los dolores o si deben hacerle algo más.

Además, la chef confesó que en todo este tiempo ha tratado de no tomar medicamentos, para no hacerse dependiente a ellos y a lo mucho se tomaba media pastilla por día.

“La verdad es que no me puedo quejar, hay gente que tiene cosas mil veces más graves y complicadas y uno trata de ser como valiente y de no quejarse mucho”, añade.

La chef Sophia Rodríguez se casará con su prometido Ricardo Zoch el próximo 29 de noviembre. Fotografía: Facebook.
La chef Sophia Rodríguez se casará con su prometido Ricardo Zoch el próximo 29 de noviembre. Fotografía: Facebook.

Pese a que ha sido un proceso largo y doloroso, Sophia afirma que cuenta su historia para ayudarle a la gente, pues sabe que hay muchas personas que sufren de dolores de cabeza que no saben de donde provienen y que por temor o pereza de ir al médico no hacen nada.

“Me sorprende la cantidad de gente que sufre dolor de cabeza, que tienes síntomas raros y no se ve, pero no es normal tener dolor, no es normal vivir así. Si yo me operé después de tanto tiempo no fue por gusto, sino porque mi diagnóstico duró mucho tiempo”, comenta.

Mientras termina la recuperación, la chef se concentra en la construcción de su casa y en su boda, la cual ha tenido que reprogramar en cuatro ocasiones.

“Desde mayo estuviera casada y la hemos cambiado cuatro veces. Primero la pusimos para mayo, pero no se pudo; después la pusimos para agosto y no se pudo; después para setiembre, no se pudo y ha sido muy desgastante estar teniendo que cambiar la fecha de la boda porque como uno es un optimista empedernido trata de pensar que todo va a mejorar, pero es que yo creo que nadie se esperaba que esto fuera a durar tantísimos meses”, afirma.

La nueva fecha es el próximo 29 de noviembre y espera que la pandemia esta vez sí le permita celebrar su matrimonio con su prometido Ricardo Zoch, con quien lleva siete años de relación.