Por: Natalia Díaz Zeledón.   16 enero

Desde el 2005, Alajuela enamora al resto del país con cuentos: historias de comedia, de miedo y tristeza, teatro infantil, música que habla sobre recuerdos.

Este jueves 18 de enero, la XIII Fiesta Internacional de Cuenteros (FICU) comenzará diez días de presentaciones diarias con su tradicional Cuentarata, una actividad en la que los cuenteros toman distintos puntos del parque Central de Alajuela, y narran de forma simultánea.

Juan Cuentacuentos es el director general de la Fiesta Internacional de Cuenteros (FICU 2018) y cuenta 'Princesas caprichosas'.

Año con año, el cuentero Juan Madrigal – mejor conocido como Juan Cuentacuentos– es el director general de una fiesta organizada por una tropa de más de 100 voluntarios.

“No lo hicimos en noviembre del 2017 por problemas económicos”, detalló Madrigal sobre el cambio de fecha.

Para este FICU, la organización se saltó un año.

Sin embargo, el cambio lo están aprovechando para convocar más niños entre semana –sin la presión de los horarios escolares– y para acomodar a los cuenteros internacionales en funciones nocturnas, tanto en Alajuela como en tres sedes josefinas.

Los espacios más abundantes en programación continúan siendo el Teatro Municipal de Alajuela, el Museo Juan Santamaría, El Juglar Café Teatro (dentro del Conservatorio Municipal de Alajuela).

“Nosotros no queremos crecer en cantidad sino en calidad. La cuentería sigue siendo y seguirá siendo un espectáculo intimista”, afirmó Madrigal.

Este año, la FICU traerá a nueve actos internacionales. Dos de ellos son compañías, los otros siete son narradores con presentaciones individuales.

La inversión económica, informó la organización del festival, es de ¢50 millones de la Municipalidad de Alajuela y ¢8 millones del Ministerio de Cultura y Juventud.

En total, el costo suma ¢90 millones con los pequeños aportes de gestión, alimentación, hospedaje y otros gastos en los que colaboran los voluntarios de la actividad.

Artistas unidos

La cuentera Jimena Castillo es una de las talleristas de Juan Cuentacuentos y cuenta Mala conciencia.

La programación de la FICU une las presentaciones nacionales e internacionales en funciones dobles.

Este año, Madrigal celebra la visita de Carlos Genovese, pionero de la cuentería en Chile.

A Genovese se le conoce por ser ex integrante de la prestigiosa compañía Teatro Ictus (entre (1980 y 1994).

El director del FICU también destaca la participación del juglar español Crispín D’Olot, a quien conoció cinco años atrás en un festival suramericano.

“Siempre buscamos tener los mejores cuenteros internacionales. Yo viajo, veo cuenteros y tengo una gran lista de muy buenos artistas de la palabra que he conocido por el mundo”, dice Madrigal sobre la curaduría de artistas.

En la programación internacional es reincidente la cuentera mexicana Selene de la Cruz.

En el 2016, la artista participó de la programación de la FICU y, en ese momento, decidió establecerse en Costa Rica con su propio escenario en San José.

Su casa y escenario, Selene, la casa del Cuento, está ubicada en Guadalupe (100 m norte y 50 m este de la mueblería La Robert). El lugar también recibirá espectáculos de esta edición de la FICU.

“Juan Madrigal me invitó con un espectáculo que tengo desde hace 15 años: La muerte fuerte y gorda. Es sobre las tradiciones de la festividad de muertos en México, cómo se vive la celebración de la muerte y de la vida”, explicó la cuentera mexicana.

“En mi repertorio también tengo cuentos de Carmen Lyra. Me apasiona mucho la similitud entre los cuentos de ella y Pascuala Corona, recopiladora mexicana de historias de tradición orla y popular”, añadió.

“Mantenerme contando contando es tener el motor de la imaginación encendido. Narrar es como si uno fuera un museo vivo. Es la exposición de la memoria, de la recopilación y transmisión de la tradición oral”, dice Selene de la Cruz.

Para la FICU también son importantes los nuevos cuenteros que se forman en Costa Rica.

“Es una manera de ayudar a las personas de que se olviden de los problemas, sacarle una sonrisa y que aprendan algo”, asegura Sebastián Jara, un cuentero de 13 años.

Jara forma parte del grupo Palabras Menores, un taller con niños que imparte Madrigal.

Sebastián Jara es un cuentero de 13 años y cuenta Palabras que retumban.

En esta ocasión, Jara presentará tres cuentos propios El spinner, Escuela de animales y Palabras que retumban (que puede verse en el sitio web de La Nación).

Otro de los grupos nuevos de esta FICU serán las ocho cuenteras de Hechiceras de la palabra, un grupo de Atenas que también se formó en talleres.

Imperdibles

Para revisar la programación y el público recomendado, puede visitar la página de Facebook de la FICU.

¡Ahora sí, gente! ¡Ahora sí! :D ¡Alajuela Ciudad Palabra se complace y enorgullece en presentar la décimo tercera edició...

Posted by Alajuela Ciudad Palabra on Thursday, December 21, 2017

Este año, la FICU cerrará con la Tarabilla, una actividad de cuatro horas de cuentos y de música –con la colaboración de la cimarrona Los Fabulosos de Mama, quienes también tocarán música en el parque central de Alajuela, durante varios de los días–.

La actividad será el sábado 27 de enero, a las 4 p. m., en el parque Juan Santamaría.

Del 18 al 21 de enero, también organizará la Feria Para Verte Crear con 12 artistas y artesanos. Los creadores estarán en la Casa de la Cultura de la Alajuela y producirán en vivo arte textil, encuadernación, guitarras, entre otros.

Además de las cosas nuevas, este año la FICU organizará por segunda ocasión sus “Casas de cuento”: 20 casas alajuelenses recibirán cuenteros durante la noche del viernes 19 de enero.

La actividad es privada para los barrios que visiten.