Alexánder Sánchez. 4 julio
El personaje Alfred E. Neuman es un ícono de la revista MAD. En esta portada, es protragonista junto a Donald Trump. Archivo
El personaje Alfred E. Neuman es un ícono de la revista MAD. En esta portada, es protragonista junto a Donald Trump. Archivo

En pleno centro de Nueva York, pasar al frente de un quiosco de revistas ya no será lo mismo. Vendrá el luto, la nostalgia, pues ya nadie se detendrá a curiosear sus irreverentes y punzantes portadas.

La icónica revista MAD, que durante 67 años impregnó de sátira la vida de los Estados Unidos y del mundo entero, dejaría de publicar contenido nuevo a partir de agosto.

Según The Hollywood Reporter, la querida publicación ya no se venderá en los escaparates de periódicos después de agosto y las ediciones futuras ya no contarán con contenido original.

Los nuevos ejemplares se nutrirían de material “publicado anteriormente, con nuevas portadas”, determinó la revista.

The Hollywood Reporter agregó que después de la edición #9 de este año, MAD solo “estará disponible a través de las tiendas de cómics y que se enviará por correo a los suscriptores”.

“Después de la edición 10, ya no habrá contenido nuevo, a excepción de las ofertas especiales de fin de año. A partir del #11, la revista solo presentará contenido publicado anteriormente, clásico y lo mejor de lo nostálgico”, especificó el medio.

La revista 'MAD' no podía faltar a la fiebre de Star Wars. En 1978, esta fue su portada. Archivo
La revista 'MAD' no podía faltar a la fiebre de Star Wars. En 1978, esta fue su portada. Archivo

Además, la compañía dueña de la revista seguiría publicando libros y colecciones especiales de MAD.

“MAD no está cerrando”, escribió en un tuit David DeGrant, uno de los dibujantes de la revista.

Lo mejor que puedes hacer es comprar MAD y apoyarlo lo más posible, ¡no va a desaparecer!”, advirtió el caricaturista.

Sin embargo, en Estados Unidos se habla de un cierre “efectivo” de la revista, pues lo que hacía grande a la publicación eran sus referencias a las situaciones de actualidad. Al no existir este espacio, su legendario encanto se iría esfumando.

Por ejemplo, Donald Trump ganará o perderá las elecciones presidenciales del 2020. ¿Quién satirizará con eso?.

Al menos MAD no lo haría, convirtiéndose en una terrible y sentida ausencia.

Por mucho tiempo, Donald Trump se ha convertido en motivo de burla para MAD. Archivo
Por mucho tiempo, Donald Trump se ha convertido en motivo de burla para MAD. Archivo

Según The Hollywood Reporter, los editores de la revista declinaron hacer comentarios sobre la situación. Eso sí, se especula que las bajas ventas de la revista habrían ocasionado la radical transformación del producto.

Ya la revista había cambiado su sede de Nueva York a California y quien fuera su editor, Dan Tefler, había anunciado que no seguiría al frente. Las cosas, desde ese momento, comenzaban a oler mal.

“Todavía vende más copias que la mayoría de los cómics, pero obviamente eso no es suficiente para los gastos generales”, escribió en un largo tuit Evan Dorkin, otro de los caricaturistas.

Dorkin agregó: "Cuando aceptó la publicidad parte de ella murió. Cuando salió de la ciudad de Nueva York, la identidad se deformó. Estas cosas pasan, como la muerte y las cancelaciones”.

Un poco de su historia.

La revista MAD se fundó en 1952, por el empresario William M. Gaines.

Desde sus orígenes, se trató una publicación con un gran despliegue gráfico, siguiendo la línea humorística y satírica de su guionista: Harvey Kurtzman.

Aunque comenzó como un cómic, luego se publicaron números bimestrales que eran muy esperados por las audiencias de la época.

En 1956, además, la revista creó a su mayor ícono visual: Alfred E. Neuman.

Neuman es el rostro satirizado del “típico estadounidense” –más de campo que de ciudad–, que a lo largo de los años se ha mantenido como un referente infaltable en cada edición.

Alfred E. Neuman pide ser salvado por una guardiana de la bahía. El humor de MAD daba para todo. Archivo
Alfred E. Neuman pide ser salvado por una guardiana de la bahía. El humor de MAD daba para todo. Archivo

Pero lo más valorado de MAD, sin duda, es su aporte a la cultura del entretenimiento y al pensamiento crítico de varias generaciones. Sus portadas, siempre fueron de gran impacto e influencia a nivel mundial.

Cargados de sútiles chistes, críticas y fino sarcasmo, los primates de la Guerra de los simios, ET y Donald Trump, entre otros personajes, se han colado en sus primeras páginas para llamar la atención y hacer comunicar su pensamiento sobre diversos temas.

Nada de lo que publicó y aún publica MAD es gratuito. Sus gráficas hablan por sí mismas.

MAD, con sus siempre memorables portadas con Alfred E. Neuman, tiene una gran influencia en sucesivas generaciones de comediantes, artistas, escritores y artistas”, afirmó The Hollywood Reporter.

No por nada decenas de grandes ilustradores y guionistas estadounidenses han pasado por este medio, dejando su huella en cada página.

En setiembre del 2018 la revista fue comprada por Marc Benioff ,en conjunto con otras revistas de la familia de Time Inc. Así se separó de DC Comics, con quien tuvo un relación de varias décadas.

Solo en 'MAD' el mundo pudo ver a Charlie Brown malo y violento. Todo sea por la sátira. Archivo
Solo en 'MAD' el mundo pudo ver a Charlie Brown malo y violento. Todo sea por la sátira. Archivo

Fue en 1974, bajo la edición de Al Feldstein, que la revista vivió su época más próspera: alcanzó un tiraje de dos millones de ejemplares. Tuvo altos y bajos, pero nunca dejó de tener clientes fieles.

Pero ahora los vientos que soplan son otros y lo único que le queda a los fans son lamentos en redes sociales.

“Esto simplemente es un desastre. Mi adolescencia estuvo marcada por la revista y es una lástima todo lo que está pasado”, escribió el tuitero Tom Halmer.

Nada que hacer. En el 2019 MAD seguirá viva, pero con su alma creativa separada del cuerpo.