Doriam Díaz. 5 septiembre
'Jamás nos rendimos: Historias breves de mujeres costarricenses' ofrece un vistazo a la vida, obra y obstáculos de ticas sobresalientes.
'Jamás nos rendimos: Historias breves de mujeres costarricenses' ofrece un vistazo a la vida, obra y obstáculos de ticas sobresalientes.

Todas son mujeres. Todas son rebeldes con causas. Todas están vivas. El libro Jamás nos rendimos: Historias breves de mujeres costarricenses ofrece un vistazo a la vida y obras de 25 ticas inclaudicables, desde la mujer emprendedora de Talamanca, la primera vicepresidenta afrodescendiente de América continental, la jugadora de fútbol bribri y la traductora de Lesco, hasta políticas, economistas, escritoras, médicas, investigadoras y académicas.

Basado en entrevistas propias y acompañada por las ilustraciones de Ruth Angulo, la psicóloga clínica Sara Sharratt pretende visibilizar las historias de ticas que han sobresalido y las luchas que han debido afrontar.

¿A quiénes incluye Jamás nos rendimos? Esta publicación tiene como protagonistas a la ingeniera Sandra Cauffman, la psiquiatra Gioconda Batres, las escritoras Anacristina Rossi y Yadira Calvo, la árbitra Ave María Alpízar, la jugadora de fútbol Stephanie Blanco, la pintora Lola Fernández, la emprendedora Noemí Gaytán Guadamuz y la economista y exvicepresidenta Rebeca Grynspan, entre otras.

La política Epsy Campbell. Ilustración: Ruth Angulo.
La política Epsy Campbell. Ilustración: Ruth Angulo.

Los relatos hablan de muchas mujeres que lograron el título de “primera” en un puesto actividad o especialidad; por ejemplo, están la política Epsy Campbell, primera vicepresidenta afrodescendiente en América continental; la antropóloga María Eugenia Bozzoli, pionera en su campo; la entrenadora Ave María Alpízar, primera árbitra de fútbol en Primera División y en portar el gafete FIFA, o Carmen Morales, primera persona con síndrome de Down en alcanzar su jubilación.

“Quería hablar de mujeres contemporáneas, de temas que no oís o que no conocés sobre ellas: cómo fue su niñez, quién las apoyó, qué obstáculos tuvieron, qué les recomiendan a otras mujeres... Todas son rebeldes en el sentido positivo. Lo básico en el libro es que todas han tenido que vencer obstáculos y que nunca se rindieron”, detalla Sharrat, especialista en estudios de género.

Para Elizabeth Odio, jueza de la Corte Interamericana de Derechos Humanos y otro de los nombres en esta lista, este trabajo permite conocer más a costarricenses importantes y acercarse a figuras que pasan inadvertidas. “Me fascinó la idea y el libro. Es un mosaico que representa lo mejor de la mujer costarricense”, detalló.

La árbitra Ave María Alpízar. Ilustración: Ruth Angulo.
La árbitra Ave María Alpízar. Ilustración: Ruth Angulo.

La obra trata de ser inclusiva y de ofrecer un abanico diverso y amplio. Se leen las historias de Noemí Gaitán Guadamuz, empresaria exportadora de cacao en Talamanca; de la joven Stephanie Blanco, jugadora de fútbol bribri; de Silvia Baltodano, productora de teatro musical, o de Lola Fernández, reconocida pintora y Premio Magón.

¿Por qué publicar un libro con historias de mujeres? La autora es clara: “Casi siempre se habla de mujeres muy valiosas y muertas. Y tenemos a mujeres contemporáneas muy sobresalientes, que han que visibilizar. (...) Quisiera que este libro lo lean las mamás y los papás, y se lo lean a sus hijos; que lo lean las mujeres, porque es realista sobre los desafíos de un mundo tan patriarcal; que lo lean los jóvenes. Quiero que hablemos de las mujeres, de los obstáculos y sus desafíos”.

Jamás nos rendimos se presentará este miércoles 5, a las 6:30 p. m., en el Instituto Interamericano de Derechos Humanos, con la participación de un grupo de las mujeres del libro.