Kimberly Herrera. 6 septiembre
El filme de aventura, relata la historia de un joven y un lobo que se convierten en grandes amigos tras quedar abandonados. Sony Pictures para LN
El filme de aventura, relata la historia de un joven y un lobo que se convierten en grandes amigos tras quedar abandonados. Sony Pictures para LN

Supervivencia y amistad, estas son dos de las palabras que mejor describen el más reciente estreno en los cines costarricenses.

Se trata de ALFA, una película ambientada en la última Era del Hielo que tiene como protagonistas a un joven de 17 años y a un lobo, quienes se convierten en los mejores amigos tras ser abandonados en medio de la nada.

La cinta relata la historia de Keda, quien mientras encuentra su camino a casa, enfrenta una serie de peligros en medio de la naturaleza. Pero su recorrido da un giro de 180° cuando encuentra un lobo, al que domestica y con el que emprende una nueva aventura.

El largometraje, que en su temática de fondo muestra cómo el ser humano domesticó los animales, es protagonizado por el australiano Kodi Smit-McPhee (X-Men: The Apocalypse) y el islandés Jóhannes Haukur Jóhannesson, así como Leonor Varela, Marcin Kowalczyk y Jens Hultén.

La película es producida por Albert Hughes y Andrew Rona, quienes realizaron una amplia investigación de esta época de previo a realizar la historia, para acercarse lo más posible a la realidad. Incluso, se asesoraron con la doctora Jill Cook, curadora senior en el Departamento de Prehistoria del Museo Británico en Londres, quien tiene una amplia experiencia en el tema.

“Deseábamos narrar la historia más universal posible, un relato que fuera personal para cualquiera alrededor del mundo, así que estudiamos a fondo esta cultura, que era extraordinaria. A medida que investigamos y aprendimos pudimos percibir que era un excelente material para trabajar”, dijo el guionista Daniele Sebastian Wiedenhaupt.

La filmación de esta se realizó en Vancouver, Canada y sus alrededores, así como en las praderas y Tierras Yermas al sur de Alberta. Más adelante, la producción viajó a Los Ángeles y Apple Valley, California, además del extremo este de Islandia, donde se terminó de grabar la película.

ALFA tarda cerca de 96 minutos y es apta para mayores de 13 años.