Eillyn Jiménez B.. 3 junio
Despliegue policial en La Aurora de Alajuelita, luego de que los oficiales fueron agredidos por una turba. Foto: MSP para LN
Despliegue policial en La Aurora de Alajuelita, luego de que los oficiales fueron agredidos por una turba. Foto: MSP para LN

Los megaoperativos desplegados por el Ministerio de Seguridad Pública (MSP) se han vuelto una constante semanal y, ante la intervención de los cuerpos policiales en diferentes comunidades, algunos grupos delictivos se han organizado para recibirlos con piedras y barricadas.

El miércoles anterior, en La Aurora de Alajuelita, una turba de personas agredió con piedras y botellas a unos oficiales que revisaban a sujetos de la zona. Producto de esto, tres policías fueron atendidos por lesiones leves, una patrulla quedó sin vidrio trasero y se detuvo a tres individuos.

Por otra parte, este sábado en San Rafael de Desamparados, una barricada de madera recibió a la Policía; sin embargo, los uniformados derribaron el cerco y entraron a la zona para cumplir con las labores asignadas.

Ante estos dos escenarios el ministro de Seguridad, Michael Soto, aseguró que se trata de organizaciones criminales que creen que su "negocio" se ve afectado por el ingreso policial.

"Son territorios o zonas donde algunas estructuras de tráfico interno de droga están opuestas a la presencia de la Fuerza Pública porque les puede estar dañando algún tipo de negocio. Nosotros, respetando la ley y los derechos humanos lo que estamos haciendo es recuperando los espacios para los ciudadanos", explicó Soto.

El jerarca recalcó que la Policía continuará con los despliegues en diversas zonas del país, según los análisis criminales que se hacen.

"Nosotros vamos a seguir en la misma posición, tratando de recuperar espacios. Nuestra intención no es enfrentarnos a nadie", reiteró Soto.

Detenciones y decomisos

El sexto megaoperativo policial arrancó a las 4 p. m. del sábado y finalizó este domingo por la madrugada.

Como parte de los resultados, hubo 50 aprehensiones, recuperación de tres vehículos robados y decomiso de 20 armas, entre ellas cinco de fuego.

Además, se incautaron 2,5 kilos de marihuana, 195 dosis de cocaína y 418 dosis de crack, precisaron las autoridades.

Para Soto, lo más positivo de los amplios despliegues en todo el país es la disminución de delitos durante los operativos.

"Cuando se desarrollan los megaoperativos uno de nuestros objetivos es que en esa franja horaria ocurran la menor cantidad de delitos, en general. El tema de homicidios aunque es difícil de prevenir, es importante. Son fenómenos que iremos analizando para contrarrestar la oleada criminal", aseguró el Ministro de Seguridad.

Soto fue enfático en que estos despliegues no generan gastos adicionales al Ministerio, ya que se utilizan los recursos disponibles para trabajar en esos horarios.

Una patrulla recibió una pedrada y el vidrio trasero quedó completamente quebrado. Foto: MSP para LN
Una patrulla recibió una pedrada y el vidrio trasero quedó completamente quebrado. Foto: MSP para LN