Hugo Solano C.. 1 mayo
El cable que habían cortado en el parque de Atenas quedó con el carro en que se movilizaban a la orden de la Fiscalía. Foto: MSP.
El cable que habían cortado en el parque de Atenas quedó con el carro en que se movilizaban a la orden de la Fiscalía. Foto: MSP.

Dos sujetos que se hicieron pasar por funcionarios del Instituto Costarricense de Electricidad (ICE) fueron sorprendidos por la Policía cuando habían desprendido 170 metros de cable de telefonía y electricidad, valorados en más de ¢4 millones, en el parque de Atenas, Alajuela.

La captura tuvo lugar la mañana de este 1.° de mayo, cuando oficiales de la Fuerza Pública vieron a los individuos en actitud sospechosa. Estos se identificaron como funcionarios del ICE.

No obstante, los oficiales les pidieron identificaciones y corroboraron con personas que trababan en esa institución que no los individuos no conocidos.

Como la sospecha era mayor realizaron más consultas hasta verificar que no eran funcionarios de esa institución pública.

Los sospechosos son de apellido Monge y andaban en un pick-up negro con calcomanías que tenían la leyenda “Obras por Contrato CORIEM” , dice un comunicado del Ministerio de Seguridad.

Ambos quedaron en la Fiscalía de ese comunidad.

El carro y el cable también fueron entregados a las autoridades judiciales para las investigaciones.

Se desconoce si la corta de los cables afectó los servicios en sectores de ese cantón alajuelense.

La empresa CORIEM S.A. explicó este jueves 2 de mayo que no tiene ninguna responsabilidad sobre el hecho ilícito , toda vez que la calcomanía magnética utilizada fue robada previamente y el vehículo en que se utilizó no les pertenece.

Así lo explicó Mario Salas, representante legal de la empresa dedicada a obras por contrato.

Información actualizada el jueves 2 de mayo con versión de la empresa de contratos.