Judiciales

Hombre asesinado en Heredia tenía dos disparos en la frente

Víctima registra un viejo antecedente judicial por estafa, pues en 1998 lo habían condenado a 6 meses de cárcel

De dos balazos en la frente fue asesinado la noche del domingo un hombre identificado como Nicolás Alberto Martínez Cruz, de 55 años, quien fue declarado sin vida por socorristas de la Cruz Roja de Heredia, quienes lo encontraron tirado en la vía pública.

De acuerdo con los primeros informes del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) de Heredia, Martínez fue localizado con dos impactos de bala en la frente. Como tenía el celular, la billetera y demás pertenencias, inicialmente se descartó el robo como motivo de la agresión y se investiga el caso como una venganza o un posible ajuste por razones que se desconocen.

Los hechos ocurrieron a eso de las 6:30 p. m. frente a una pulpería en calle La Abelina de Guararí. Los vecinos escucharon varios disparos y al salir observaron el cuerpo tendido sobre la calle. Este lunes agentes judiciales continuaban las investigaciones para tratar de dar con el paradero de los homicidas.

La única sentencia que le aparece al fallecido en los archivos del Poder Judicial data de 1998, cuando se le dictaron seis meses por tentativa de estafa.

De acuerdo con la resolución N.º 00575 - 1998 del Tribunal de Casación Penal de San José, el hombre laboraba como ayudante de cocina y era vecino de Los Sauces de Guararí. En aquella época se le condenó a seis meses de cárcel y se ordenó al Instituto Nacional de Criminología y al Juzgado de Ejecución de la Pena proceder como corresponde luego de un fallo judicial.

El conflicto surgió cuando esas entidades, con base en el número de cédula, procedieron a ejecutar la sentencia, pues la numeración correspondía a un hermano de Alberto, quien para esa fecha se encontraba preso por otros delitos como homicidio simple y tentativa de robo agravado.

Precisamente, Víctor Martínez presentó un reclamo por este asunto, pues alegó que se le estaban endilgando delitos que no había cometido. Al constatar esa versión, el Tribunal determinó que hubo un error por parte de los agentes del Organismo de Investigación Judicial y por parte del mismo Poder Judicial.

“No consta elemento alguno en este expediente para asumir que Alberto Martínez Cruz sea conocido como Víctor, como aparentemente se puso en el testimonio de sentencia de forma descuidada, pese a las implicaciones que ello puede tener, como se evidencia en el caso que nos ocupa”, dice el documento.

Posteriormente se constató que en lugar de ponerse un 1 como dígito final, se puso un 2, lo que produjo que el número de identificación coincidiera con el número de la cédula que corresponde al hermano de Alberto, que es dos años menor. “Víctor estaba detenido cuando se cometió el ilícito, se realizó el juicio, y se emitió la condenatoria”, dice la resolución.

Un tercer yerro se detectó al ver que se encabeza la sentencia como si hubiera sido dictada por el Tribunal Superior de Alajuela, cuando lo cierto es que quien realizó el juicio y resolvió en este caso fue el Tribunal Superior Segundo Penal de San José.

Hugo Solano C.

Hugo Solano C.

Periodista en la sección de Sucesos y Judiciales. Licenciado en Ciencias de la Comunicación Colectiva de la Universidad de Costa Rica.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.