Judiciales

Gato Cole alegó que no disparó en tiroteo para intentar salvarse de condena

Apeló sentencia de 14 años de prisión por dos tentativas de homicidio; caso llegó a Sala III, que confirmó castigo

Keylor Jacob Cole Kelly, líder de una banda delictiva de Limón y más conocido como Gato Cole, admitió haber estado en el sitio de un tiroteo pero sin haber disparado y sin que nadie resultara herido.

Con ese argumento intentó que se dejara sin efecto una sentencia de 14 años de prisión por dos delitos de tentativa de homicidio, que le impusieron el 16 de enero de 2017.

"No hubo lesionados ni se puso en riesgo la vida de nadie”, alegó Cole en el escrito presentado ante el Tribunal de Apelación de Sentencia, que al final rechazó la solicitud, como consta en la resolución 394-2018 del 23 de marzo pasado.

Los hechos por los cuales fue condenado Gato Cole ocurrieron la tarde del 14 de diciembre del 2013, en barrio Los Cangrejos, en Limón centro.

En aquella ocasión, Cole Kelly, junto a César Mauricio Valverde Córdoba, así como otros dos hombres (Édgar Lacayo Vega, quien no se presentó a juicio, y Juan Marcos Salas Elizondo, asesinado el 15 de abirl del 2014), sorprendieron a los hermanos Ahsler Kalani Offer Rojas y Klaus Miller Núñez Rojas cuando llegaban en un vehículo a la casa de este último.

Según la acusación fiscal, los imputados dispararon en múltiples ocasiones con la intención de matar a los ofendidos, pero se quedaron sin municiones, razón por la cual tuvieron que escapar del lugar.

Offer Rojas resultó herido de bala en la cabeza y Klaus Miller Núñez Rojas recibió varios disparos en las piernas. Este último fue asesinado tres años más tarde, el 1.° de junio del 2016, cuando apareció sin vida en barrio el Socorro, en Santo Domingo de Heredia.

Vaivén judicial

Cole Kelly fue condenado a 14 años de prisión por dos delitos de tentativa de homicidio en concurso ideal. Por el mismo hecho, fue sentenciado Mauricio Valverde a 12 años de cárcel.

Tanto Cole, a título personal, como su abogado defensor, Eduardo Barboza, impugnaron la pena ante el Tribunal de Apelación de Sentencia de Goicoechea. Esa instancia judicial anuló el monto de la condena el 10 de julio del 2017 y ordenó otro juicio para que se discutiera la sanción.

Sin embargo, el Ministerio Público no estuvo de acuerdo y llevó el caso ante la Sala Tercera mediante un recurso de casación.

El 15 de diciembre pasado, los magistrados dispusieron anular la resolución del Tribunal de Apelaciones, al tiempo que le devolvieron el expediente para que volvieran a analizar las impugnaciones.

Es así como los jueces Rosaura Chinchilla Calderón, Joe Campos Bonilla y Ana Isabel Solís Zamora declararon sin lugar los alegatos de Keylor Cole y de su defensor. Los jueces confirmaron la sentencia de primera instancia, dictada por el Tribunal de Juicio de Limón el 16 de enero del 2017.

“En este evento uno de los quejosos (víctimas) vio truncado su proyecto de vida, debiendo abandonar su provincia, su familia, su modo de vida y hasta su país para preservarse la vida, de modo que sí sufrió afectaciones a bienes jurídicos valiosos por este hecho”, expresaron los jueces para justificar la imposición de la pena.

Eduardo Barboza alegó que no tenía conocimiento de esta nueva resolución, pero advirtió que de nuevo acudirá ante la Sala Tercera buscando que el asunto vuelva a ser conocido por un tribunal de juicio.

Actualmente, Keylor Jocob Kelly enfrenta otro juicio en el cual se le acusa de intentar matar a Elías Ventura Estrada y Jeffry Ugalde Odio, el 3 de octubre del 2016, en La Colina de Limón. El debate se inició desde octubre del año pasado.

Carlos Arguedas C.

Carlos Arguedas C.

Periodista en la sección de Sucesos. Trabaja en La Nación desde el 2000 siempre en la cobertura de asuntos de Sucesos y Jurídicos.