Carlos Láscarez S., Edgar Chinchilla, Corresponsal GN. 5 junio

Especialistas judiciales de diversas secciones efectuaron este miércoles una reconstrucción de hechos en el sitio en el que murieron tres oficiales de la Policía de Fronteras. La versión inicial da cuenta de que uno de los uniformados mató a dos compañeros y luego se suicidó.

Expertos judiciales colocaron dos muñecos que simularon ser los policías cerca de la patrulla que conducían el 26 de mayo pasado. Foto Édgar Chinchilla
Expertos judiciales colocaron dos muñecos que simularon ser los policías cerca de la patrulla que conducían el 26 de mayo pasado. Foto Édgar Chinchilla

La diligencia se efectuó de 8 a. m. a 2 p. m. en El Concho de Pocosol, en San Carlos de Alajuela, lugar donde trasladaron la misma patrulla en la que viajaban los oficiales Santiago José Méndez Tenorio, de 34 años, Jonathan Andrey Zúñiga Arguedas (25) y Viarney Vásquez Molina (30).

Para ello, los expertos cerraron el paso, efectuaron mediciones y colocaron la patrulla en varias posiciones, lo que realizaron con minuciosidad.

También llevaron a dos muñecos que simularon ser dos de las víctimas. Se basaron en fotos y videos.

Alexandra Mahoney, fiscala de San Carlos, manifestó que la reconstrucción tiene como fin determinar la dinámica que se dio antes del momento del deceso de las tres personas involucradas.

Añadió que se contó con la presencia de funcionarios de la sección de Medicatura Forense, específicamente patólogas que tuvieron a su cargo las autopsias de los fallecidos y de Ingeniería Forense.

“Se contó con la misma móvil en la que circulaban los miembros de la Policía de Fronteras el día de los hechos (26 de mayo). Se trató de ubicarla en el mismo lugar donde fue localizada por parte de los primeros funcionarios que llegaron al sitio y básicamente se recreó un poco lo que fue la ubicación de los cuerpos al momento del hallazgo”, dijo Mahoney.

La funcionaria agregó que ya se cuenta con la información suficiente para confirmar la línea de investigación que se tenía desde el inicio, por lo que se determina que la manera de muerte de dos de las personas involucradas es homicida y la otra es suicida.

“Hasta este momento, lo que se tiene claro es que fue entre ellos. Según la información con la que se cuenta, se podría establecer cuál oficial disparó; pero es necesario contar con la documentación respectiva que nos dé específicamente ese dato”, afirmó.

La patrulla en la que viajaban los oficiales fue colocada en diversas posiciones por los expertos judiciales. Foto: Edgar Chinchilla
La patrulla en la que viajaban los oficiales fue colocada en diversas posiciones por los expertos judiciales. Foto: Edgar Chinchilla

Sobre la versión de que los oficiales fueron víctimas de una emboscada, esta quedó descartada con las pruebas efectuadas este día.

En el caso de las armas recolectadas, Mahoney confirmó que las tres fueron recolectadas por agentes del Organismo de Investigación Judicial (OIJ).

“La investigación está en sus últimas etapas, casi finalizando. Posiblemente fue un arma de reglamento la que se utilizó. Tenemos las trayectorias y los proyectiles que se utilizaron, así como las entrevistas a las patólogas que efectuaron las autopsias", aseguró.

Asimismo tienen previsto reentrevistar a varios testigos en el bar donde al parecer los oficiales departieron horas antes del fatal desenlace.

Vladimir Muñoz Hernández, jefe de la sede del OIJ de San Carlos, explicó que en la diligencia participó todo un equipo interdisciplinario de la Policía Judicial, que constó de médicos e ingenieros forenses, peritos de Tránsito y en mecánica, así como personal especializado de Los Chiles y San Carlos.

Reiteró que se logró corroborar la dinámica que se venía manejando y la hipótesis que se planteó al inicio de la investigación en la cual se hablaba de un accidente de tránsito y que posterior a eso se dio un doble homicidio con un suicidio.

“No hubo intervención de terceros y simplemente participaron las tres personas que resultaron muertas”, dijo Muñoz.

Trayectoria policial

Santiago José Méndez Tenorio tenía 34 años y laboraba para el MSP desde el 1.° de diciembre del 2008. Él estaba casado y era padre de dos hijos.

Jonathan Andrey Zúñiga Arguedas (25) comenzó a laborar para la institución el 16 de octubre del 2012, era oriundo de León Cortés y tenía un hijo.

Finalmente, Viarney Vásquez Molina (30) ingresó al Ministerio de Seguridad el 1.° de agosto del 2012 y era padre de dos niños.