Hugo Solano C.. 28 septiembre

(Video) Carro ardió en el peaje de Escazú

El incendio de un vehículo de carga liviana la mañana de este lunes en la ruta entre San José y Santa Ana (27) , en la autopista Próspero Fernández, puso a correr a operadores de las casetas de peaje mientras causaba alarma entre muchos conductores.

Lo anterior porque el Toyota Tacoma, modelo 1997, avanzó sin chofer y sin control a lo largo de unos 100 metros, primero en línea recta y luego en círculos hasta quedar en las isletas de división, frente a las casetas de cobro, ante la mirada de asombro de varios conductores, incluido el de un cisterna para transporte de material peligroso que estaba cerca.

Dichosamente ningún otro carro ni el personal de peajes fueron afectados, lo mismo que el chofer, quien intentó en vano volver a entrar al carro ardiendo para frenarlo y evitar alguna tragedia.

De acuerdo con el despachador de Bomberos, Steven Pérez, la alerta se recibió a las 8: a. m. por medio del sistema de emergencias 9-1-1 donde indicaban que a pocos metros del peaje entre Escazú y Santa Ana, un carro de carga liviana se estaba quemando.

El vehículo iba en sentido hacia San José y luego de pasar al frente del Hospital CIMA, sobrevino la emergencia.

Cuando los apagaincendios llegaron, a las 8:07 a. m., el vehículo estaba envuelto en llamas y de inmediato comenzaron a sofocarlas hasta controlar el fuego a las 8:11 a. m.

La unidad M-35 de Pavas atendió el incidente y aseguró la escena.

El conductor y único ocupante pudo salir a tiempo y solo tuvo un raspón en una pierna, por lo que no ameritó ser trasladado al centro médico.

El carro quedó con pérdida total. Las causas del incendio están en investigación.

En lo que va de este año se han quemado 438 vehículos, la mayoría por problemas eléctricos o fugas de combustible.

El Cuerpo de Bomberos informó que este año se nota una reducción del 21% en esos casos, ya que en igual periodo del 2019 fueron 555 los automotores quemados. El año pasado cerró con un total de 859 vehículos incendiados en las vías públicas.

La reducción actual la atribuyen, de manera preliminar, a que hay menos carros circulando, debido a la restricción vehicular sanitaria por la pandemia de la covid-19.