Carlos Láscarez S.. 12 abril, 2017
Los retenes van desde el Parque Nacional Volcán Poás hasta Poasito y en La Altura por la calle de La Legua, como medida de seguridad.
Los retenes van desde el Parque Nacional Volcán Poás hasta Poasito y en La Altura por la calle de La Legua, como medida de seguridad.

La noche de este miércoles, el volcán Póas registró una nueva erupción fréatica (compuesta por gas, vapor y partículas), lo que provocó una cabeza de agua, debido al desbordamiento del río Desagüe, confirmó el Observatorio Vulcanológico y Sismológico de Costa Rica (Ovsicori).

La explosión ocurrió entre las 6 p. m. y las 7 p. m.; como consecuencia, una cabeza de agua y gran cantidad de ceniza llegó hasta el río Toro Amarillo, según el reporte de los guardaparques.

La explosión alcanzó hasta una de las barandas situadas en el volcán Póás.
La explosión alcanzó hasta una de las barandas situadas en el volcán Póás.

En tanto, el Sistema Nacional de Áreas de Conservación (Sinac) activó el protocolo de emergencia por la caída de ceniza e informó que el Parque Nacional Volcán Poás no abrirá este Jueves Santo, hasta tanto no tener los informes científico-técnicos sobre lo que ocurrido .

Parte del material grisaceo que expulsó el volcán Póas la noche de este miércoles.
Parte del material grisaceo que expulsó el volcán Póas la noche de este miércoles.

Blas Sánchez Ureña, geólogo de la Comisión Nacional de Emergencias (CNE), manifestó que el Turrialba presentó alto fluj o de gases y aerosoles, por lo que se observó un fenómeno de incandescencia.

Walter Fonseca, de la Unidad de Operaciones de la CNE, indicó que los expertos mantienen el monitoreo de los volcanes en conjunto con el Ovsicori y la Red Sismológica Nacional (RSN)de la Universidad de Costa Rica (UCR).

Añadió que los comités de Emergencia de Poás y Valverde Vega se encuentran activados y en constante comunicación con la CNE.

También expertos de la CNE visitarán los bajos de Toro Amarillo, con la intención de cuantificar la afectación del cauce.