Carlos Láscarez S.. 18 diciembre, 2014
Dos agentes de Recolección de Indicios del OIJ revisaron anoche la sede de la famacia La Bomba en Guayabos de Curridabat, en busca de evidencias para la investigación. | MELISSA FERNÁNDEZ
Dos agentes de Recolección de Indicios del OIJ revisaron anoche la sede de la famacia La Bomba en Guayabos de Curridabat, en busca de evidencias para la investigación. | MELISSA FERNÁNDEZ

Curridabat. Tres asaltantes, quienes se movilizaban en dos motocicletas, asesinaron ayer de un balazo en la oreja a Rosberly Córdoba Murillo, de 24 años, quien cumplía su sexto día como administradora de la farmacia La Bomba, situada en Guayabos.

El ataque ocurrió a las 4 p. m., luego de que dos de los sujetos ingresaron al negocio y encañonaron a los cinco empleados, quienes estaban en el lugar.

Posteriormente, uno de los individuos se saltó el mostrador y solicitó el dinero de la caja registradora, que estaba cerrada, por lo cual, no lograron llevarse la plata, según el Organismo de Investigación Judicial (OIJ).

Al no lograr su objetivo, el segundo ladrón le disparó a Córdoba desde corta distancia, por lo que fue trasladada, en condición crítica, hasta el Hospital Calderón Guardia, donde falleció minutos después.

El socorrista Rónald Flores, de la sede de Curridabat, explicó que la paciente presentaba un balazo en la parte trasera de la oreja (lóbulo) y, al abordarla, aún tenía signos vitales. Una vez dentro de la ambulancia sufrió un paro cardiorrespiratorio, por lo que se solicitó una unidad de soporte avanzado.

Un testigo, quien prefirió el anonimato y que estaba fuera del local, manifestó que los dos tipos que entraron portaban cascos y aprovecharon para asaltar un cliente de la farmacia.

“Estaba fuera del local y cuando hice a correr, uno de ellos me gritó que no me moviera. Pensé que el disparo lo habían realizado al aire”, explicó el testigo.

El 25 de noviembre, Rosberly escribió sobre su hijo. | TOMADO DE FACEBOOK
El 25 de noviembre, Rosberly escribió sobre su hijo. | TOMADO DE FACEBOOK

Deja niño de 3 años. Rosberly era madre de un niño de tres años y vivía con sus padres en Hatillo 8. Según compañeros, el pequeño hijo era su adoración y motivo para vivir cada día.

Una amiga de Córdoba, quien labora para en la sede principal de farmacias La Bomba, confirmó que Rosberly era cajera, pero el viernes pasado aceptó el puesto de administradora, pese a que sentía cierto temor por la ubicación del local.

“Tenía más de un año de laborar con nosotros. El viernes aceptó pasar a ser la administradora. En una ocasión mencionó que le daba temor por la zona”, expresó la funcionaria, quien declinó en brindar su identidad.

José Francisco Cordero, subdirector de la Fuerza Pública de San José, dijo que los sujetos involucrados se desplazaban en una motocicleta roja.

“Dos de los sujetos escaparon en moto, pero del tercero se desconoce cómo escapó”, expresó José Francisco Cordero.