Crímenes

Colegial de 14 años muere acribillado de 10 balazos en la balacera suscitada en Paso Ancho

Fallecido cursaba octavo año en el Colegio Ricardo Fernández; centro educativo suspendió lecciones este jueves pues otros alumnos resultaron heridos en tiroteo

Un colegial de 14 años es la víctima mortal de una balacera que se produjo, la noche del miércoles, en el lugar conocido como la Carbonera, en Santa Rosa de Paso Ancho, en el distrito de San Sebastián, al sur de San José.

En el tiroteo, que se produjo a las 9:40 p. m. en plena vía pública, el adolescente recibió 10 balazos, mientras que otras cuatro personas resultaron heridas. Se trata de otros dos menores de 17 años y dos adultos de 22 años.

El muchacho fallecido presentaba heridas de arma de fuego en abdomen, cuello, manos y piernas. La víctima cursaba octavo año en el Colegio Ricardo Fernández Guardia, situado en Colonia Kennedy, en San Sebastián. Estaba en la sección 8-6.

Él y los otros afectados se encontraban en una acera cuando llegó al lugar un automóvil de color blanco, del cual descendieron, al parecer, tres sujetos que les dispararon con armas de fuego.

Aunque los individuos se dieron a la fuga, a kilómetro y medio de distancia, en las cercanías de la venta de repuestos la Guacamaya, se toparon con oficiales del Grupo de Apoyo Operacional (GAO) de la Fuerza Pública, que al observar el vehículo trataron de detenerlo, pero los ocupantes abrieron fuego.

La Policía inició una persecución hacia el oeste, por la carretera de Circunvalación, que concluyó en el puente peatonal entre Hatillo 6 y Hatillo 5 (a tres kilómetros de distancia de la Guacamaya), cuando los oficiales lograron cerrarle el paso al automóvil.

Después de otro intercambio de disparos, se logró detener a cuatro hombres que, según se presume, serían los ejecutores de la balacera en Paso Ancho.

Además, dentro del carro fueron localizados dos fusiles de asalto, una AK-47 y una AR-15, así como una pistola 3.57.

Por el momento el móvil del ataque está en investigación, pero se presume que podría tener su origen en la disputa que tienen pequeños grupos por el control de la ventas de drogas en pequeña escala, conocido como narcomenudeo.

Un puesto de venta, también conocido como búnker, puede generan entre ¢700.000 a ¢1 millón por ventas diarias, dijo en mayo del 2017, el ministro de Seguridad, Michael Soto Rojas, a La Nación.

Vecinos de Santa Rosa de Paso Ancho dijeron que los jóvenes atacados se encontraban en una acera compartiendo.

De ahí se movilizaron a la acera del frente, momento en el cual apareció el automóvil de color blanco.

Los atacantes dispararon en múltiples ocasiones. Los impactos incluso dieron en viviendas cercanas, informaron el Organismo de Investigación Judicial (OIJ) y el Ministerio de Seguridad Pública.

Al trascender el incidente, el Colegio Ricardo Fernández Guardia emitió, la misma noche del miércoles, un mensaje en su página de Facebook.

“Esta noche varios estudiantes de nuestra institución han sido víctimas de violencia, nos unimos al dolor de sus familias. Ante esto, y como medida de seguridad, se suspenden lecciones el día jueves.

“En el transcurso de la mañana se informarán las acciones a seguir con respecto a las lecciones del día viernes”, reza el comunicado.

En cuanto a las otras personas heridas, la Policía Judicial informó de que los dos menores presentaban heridas de bala en las piernas.

Los otros dos afectados son dos adultos. Uno de ellos, de apellidos Rodríguez Ramírez, presentaba seis heridas en diversas partes del cuerpo y el otro, apellidado Cruz Ramírez, también sufrió seis heridas pero todas en el tórax.

En el sitio del ataque no se localizaron armas de fuego.

Con respecto a las personas detenidas, se les identificó como de apellidos Vargas Brenes ,de 21 años; Zúñiga Alvarado, de 21; Jinesta Víctor, de 18; y Tercero Ramos, de 28. Este último es de nacionalidad nicaragüense. Los otros son costarricenses y vecinos de Sagrada Familia, Hatillo 8 y San Sebastian.

Todos los implicados ya habían sido detenidos, en alguna ocasión, por las autoridades por investigaciones relacionadas con la tenencia de drogas, portación de armas y robo agravado, entre otros hechos delictivos.

Las autoridades no descartan que este ataque también tenga relación con otro sucedido el lunes pasado en Paso Ancho, cuando resultó herido de bala un hombre de apellidos Ramírez Vega, de 31 años, quien debió ser trasladado al Hospital San Juan de Dios.

Poco después de conocer el homicidio del colegial, uno de sus amigos escribió en su perfil de Fecebook: “Papi no lo puedo creer, tan joven papi. Mi hermanito lo amoooo demasiado, siempre estará en mi corazón. Me lo arrebataron de las manos lokoooo.

“Mi compadrito, papi nunca lo voy a olvidar, de todos solo usted se nos fue. Me quede hasta el final papi. Yo le soy y le fui leal. Conmigo nunca le faltó nada. Sinceramente no lo puedo creer, ya uno más papi.

“Vuelta alto mi rey, siempre estarás en nuestros corazones”.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.