Hugo Solano C.. 27 octubre, 2016

Saray Ríos Ortega, la joven de 25 años que falleció arrollada la noche de este miércoles frente a la entrada de la antigua Facultad de Derecho de la Universidad de Costa Rica (UCR), en San Pedro, estaba a punto de concluir su tesis de licenciatura en Dirección de Empresas y había hecho gestiones para incorporarse al mercado laboral.

Así lo explicó este miércoles su padre, Roberto Ríos Borbón, de 62 años, quien explicó vía telefónica que su hija salió el miércoles de Batán a las 3:30 p. m., con rumbo a la Universidad de Costa Rica.

En esa casa de estudios superiores confirmaron que ella ganó los cursos de licenciatura y estaba trabajando en la tesis. En abril del 2015 había obtenido su bachillerato en Dirección de Empresas, en la Facultad de Ciencias Económicas.

(Video) Joven fallece atropellada en acera

Durante el primer semestre de este año llevó cursos de idiomas y meses atrás realizó horas asistente en la Escuela de Enfermería.

Su padre dijo que desde pequeña fue una estudiante ejemplar y muy trabajadora. Destacó que era sumamente educada.

"Aparte de los estudios, a ella lo que le gustaba más era alabar a Dios. Ella está en la presencia de Dios", añadió conmovido, vía telefónica.

Saray había sacado el título en Direccción de Empresas y había hecho gestiones para comenzar a trabajar, explicó su papá.

Agregó que deja seis hermanos y que era la menor de cuatro mujeres.

Sobre Arturo Mancia Elizondo, el estudiante de Medicina que fue atropellado con ella y está internado en el Calderón Guardia, afirmó que desde la infancia fue el mejor amigo de su hija, ya que eran vecinos en Batán.

En la UCR indicaron que Mancia, de 25 años, estuvo primero en la Escuela de Enfermería, pero este año hizo un traslado a la Escuela de Medicina.

El joven permanece en la Sección de Agudos en el Servicio de Emergencias del Calderón Guardia, en condición delicada pero estable.

Ambos jóvenes tienen fotos en común en su Facebook, e incluso Mancia acompañó a su amiga en la graduación de Bachillerato en el 2015.

Un lirio, humedecido por la lluvia vespertina, permanecía la tarde de este jueves en el lugar del accidente en San Pedro.
Un lirio, humedecido por la lluvia vespertina, permanecía la tarde de este jueves en el lugar del accidente en San Pedro.

La Federación de Estudiantes de la Universidad (FEUCR) expresó en las redes sociales sus condolencias a la familia de Ríos y sostienen que su vida fue arrebatada debido a la imprudencia de dos conductores, mientras ella esperaba el semáforo peatonal para cruzar la calle.

"Es una lástima que la vida y los metas de una joven soñadora hayan sido arrancadas de una forma tan brutal", dice la comunicación.

En cuanto al muchacho herido, la Federación espera su pronta recuperación.

En la FEUCR hacen un llamado a la reflexión y a respetar las velocidades en carreteras.

Este jueves, varias personas colocaron flores en el sitio del accidente, así como letreros llamando a conducir con responsabilidad.

De igual manera, el viernes, a partir de las 6:30 p. m. en el mismo lugar, habrá una vigilia organizada por estudiantes y personal de la UCR para recordar a Saray y para pedir paz y seguridad en nuestras calles.

"Que no se apaguen más sonrisas, sueños e ilusiones de jóvenes costarricenses a causa de la imprudencia de otras personas", dice la convocatoria en redes sociales.

Piden a los asistentes llevar candelas, flores y notas de apoyo.

Los funerales de Saray serán el sábado en la Iglesia Cristiana de Barbilla, en Batán de Matina, Limón, donde será velada este viernes.

Accidente de tránsito segó sueños y anhelos de joven universitaria y dejó grave a su mejor amigo /Fotos: Cristian Araya, ODI UCR y Facebook.
Accidente de tránsito segó sueños y anhelos de joven universitaria y dejó grave a su mejor amigo /Fotos: Cristian Araya, ODI UCR y Facebook.

Pesquisas legales. De acuerdo con el Organismo de Investigación Judicial (OIJ), Ríos y Mancia estaban sobre la acera esperando para cruzar por un paso peatonal cuando se dio la colisión entre dos automóviles y uno de ellos invadió la acera y atropelló a las dos personas.

Ríos falleció en el sitio, mientras que Mancia fue trasladado al Hospital Calderón Guardia.

El OIJ informó de que luego del accidente y bajo la dirección funcional del Ministerio Público, se identificó a los dos conductores y quedaron en libertad.

De momento el Ministerio Público no ha solicitado medidas cautelares porque hasta este jueves a las 3 p. m. la Fiscalía de San José, del II Circuito Judicial, no había recibido el informe del OIJ.

El director de la Policía de Tránsito, Mario Calderón, dijo que a los conductores de los carros involucrados les realizaron alcoholemias y ambas dieron resultados negativos.

Afirmó que en el lugar había huella de frenado y que ambos vehículos y los conductores tenían los documentos al día.

El chofer del BMW es de apellidos Cortés Tamayo, colombiano, y el del Hyundai es de apellidos Gómez Fonseca, nicaragüense.

Para Mario Calderón, una maniobra indebida provocó el accidente, pero por tratarse de un homicidio culposo, la investigación corresponde al OIJ.

Hizo un llamado a los conductores en general para que tengan más paciencia y sepan esperar las luces de los semáforos.

Para el exjuez de Tránsito, David Hernández, hay tres vehículos involucrados, pero dos de los conductores cometieron imprudencias.

El conductor del carro que iba delante del BMW respetó la luz amarilla del semáforo y frenó, como corresponde, sin percatarse de que el conductor que lo seguía quería pasar rápido.

"La luz del semáforo se pone en amarillo y el conductor del BMW cambia de carril, pero al hacerlo abruptamente invade el carril de otro vehículo que venía bien posicionado sobre su carril, pero a mucha velocidad", expresó.

Para él, ambos conductores intentaron pasar rápido cuando la luz del semáforo cambió a amarillo. En el momento en que el BMW se pasa de carril, impacta y saca de balance al Hyundai que se metió en la acera y arrolló a los peatones que esperaban la luz roja para cruzar.

Añadió que derribar un poste, deja ver la velocidad que llevaba el segundo vehículo.

Hernández, dijo que el artículo 117 del Código Penal establece penas de seis meses a ocho años de cárcel por homicidio culposo, así como la suspensión de la licencia de uno a cinco años a los responsables.

Además, se aplica en este caso el delito de lesiones culposas, ya que uno de los peatones quedó hospitalizado. El delito de lesiones culposas tiene penas de hasta un año de prisión o de 100 días multa.

Por último, dijo que la familia de los afectados puede presentar una acción civil resarcitoria en contra de los dos conductores.