Steven Oviedo. 7 junio
Kawhi Leonard maneja la pelota ante la marca de Stephen Curry (30) y Klay Thompson (11) (Frank Gunn/The Canadian Press via AP)
Kawhi Leonard maneja la pelota ante la marca de Stephen Curry (30) y Klay Thompson (11) (Frank Gunn/The Canadian Press via AP)

Los Toronto Raptors pusieron en jaque a los Golden State Warriors en la final de la NBA y están a una victoria de ser los nuevos campeones del mejor baloncesto del mundo.

Toronto se impuso por 105-92 en el cuarto juego de la serie que se desarrolló en el Oracle Arena de Oakland, casa de los Warriors, pero donde los Raptors ganaron los dos compromisos.

Un inspirado Kawhi Leoanrd lideró a su equipo en la mayoría de las estadísticas posibles y dejó a Toronto acariciando la gloria.

Leonard aportó 36 puntos y bajó 12 rebotes, tuvo un 50% en tiro de campo (encestó 11 de 22) y desde la línea de tiro libre no falló en sus nueve intentos.

Además, contó con la ayuda de Sergei Ibaka con 20 puntos desde la banca y el camerunés Pascal Siakam ayudó con otros 19.

El único punto negativo para Toronto fue el golpe que sufrió Fred VanVleet en el pómulo, en un choque con el codo de Shaun Livingston, por el cual le realizaron siete puntos de sutura y no regresó al partido, pero si a la banca tras descartarse una conmoción cerebral.

En el caso de Golden State, tuvieron el regreso de Klay Thompson, ausente por lesión en el juego tres, pero sus 28 puntos fueron insuficientes para que su equipo evitara la derrota.

Stephen Curry no se vio en su mejor nivel pese a anotar 27 puntos y Kevin Durant volvió a estar inactivo para este partido, como gran parte de la postemporada.

Solo un combinado ha logrado levantarse de un 3-1 en la final de la NBA y fueron los Cleveland Cavaliers de LeBron James ante los Golden State Warriors, en el 2016

El quinto juego de la final de la NBA se realizará este lunes a las 7 p. m. en el Scotiabank Arena de Toronto. Si ganan los locales, son los nuevos campeones, pero un triunfo de los Warriors devuelve la serie a Oakland para el sexto duelo, el jueves.