20 julio, 2012

En la época de la Alemania nazi de Adolfo Hitler, Costa Rica figuró por primera vez en el mundo del olimpismo, cuando un solo atleta en un deporte no tradicional, Bernardo de la Guardia en esgrima, ondeó el pabellón tricolor durante la inauguración de los Juegos de Berlín, el 1.° agosto de 1936.

Desde 1931, las justas habían sido adjudicadas a Berlín. Hitler y el Partido Nazi dominaban Alemania, por lo que usaron el movimiento olímpico como vehículo de propaganda para demostrar al mundo su credo y la hegemonía de la raza aria.

Ajeno a lo político, De la Guardia fue uno de los 71 espadachines de 26 países en la ciudad germana, cuyos primeros puestos fueron para atletas de Italia, Francia y Hungría.

Al competir, con 36 años, se convirtió en el primer atleta costarricense en participar en unas Olimpiadas.

Sobre el tema, la Asociación Costarricense de Esgrima ha realizado indagaciones para saber más de él. Uno de sus miembros, el historiador Mauricio Jurado, no pudo hallar mucho. “Nos comunicamos con el Comité Olímpico de Berlín y nos dijeron que la mayoría de los documentos de la Olimpiada se perdieron en la Segunda Guerra Mundial”, reveló.

Cuatro años antes, en 1932, Bernardo gestionó asistir a los Juegos Olímpicos de Los Ángeles, pero le fue rechazada la solicitud porque en Costa Rica no existía un Comité Olímpico Nacional que la avalara.

Actuación del tico

Para Berlín 1936, las gestiones del tico surtieron efecto y ello le permitió ir a la justa olímpica. Entonces vivía en Nueva York y envió las cartas a nombre de una compañía Elizalde, de origen filipino, que se dedicaba a exportar y a importar material.

Bernardo de la Guardia tuvo “una actuación modesta”. Estuvo en la prueba individual de esgrima con sable, pero no superó la primera ronda.

Compitió en seis ocasiones. Su registro fue de solo una victoria ante Botasis, de Grecia, y cinco derrotas, dos puntos y 28 golpes anotados.

En el grupo 7 compartió el sétimo lugar entre siete atletas. De la Guardia, descalificado, fue juez en la segunda ronda por equipos, en el duelo entre Estados Unidos y Suecia

“No hemos podido descifrar si practicó la esgrima en el país, entre los militares, o en Estados Unidos, en algún club privado, porque no existen competencias oficiales suyas en ese país”, manifestó Jurado.

Detalles familiares.

De la Guardia nació el 14 de abril de 1900, en San José. Su padre era de origen panameño-colombiano, Wenceslao de la Guardia (fue un pintor reconocido en Panamá y Costa Rica, y cónsul del país en Londres), y su madre costarricense, Margarita Tinoco (hermana del presidente y dictador Federico Tinoco).

Su familia fue muy numerosa, con ocho hijos, comentó Jurado.

“Bernardo se fue muy joven a vivir a Estados Unidos y luego viajó a Nueva Jersey y nunca más regresó al país. Se casó con una americana, Mary, pero determinamos que no tuvo descendencia”, resaltó Jurado.

“Supimos que se nacionalizó estadounidense y falleció a los 69 años –cerca de cumplir 70–, en febrero de 1970, en Nueva Jersey”, agregó.

Por su lado, Luis Cruz, presidente de la Asociación Costarricense de Esgrima, admitió: “No hemos podido localizar a su familia, debido a que queríamos dedicarle un torneo”.

Anunció que su federación valora presentar documentos que resuman el historial de Bernardo en la esgrima y proponerlo a la Galería Costarricense del Deporte, como el primer deportista tico en una Olimpiada. 1