Otros deportes

Videos: Ciclista ciego desistió ante caídas, problemas mecánicos y un fuerte aguacero en La Ruta de los Conquistadores

Carlos Luis Carmona tuvo que retirarse de la carrera de ciclismo de montaña, vencido por la fatiga y el dolor, a menos de 15 kilómetros para concluir la jornada

Pan de Azúcar. En la oscuridad de la noche, Carlos Luis Carmona no pudo más. Empapado por el brutal aguacero, adolorido por las caídas y débil después de horas de pedalear y caminar junto a su coequipero David Herrera.

El ciclista no vidente no tuvo más remedio que retirarse en su debut en La Ruta de los Conquistadores. Aunque su mente y espíritu le pedían continuar, para su cuerpo era imposible. Cuidando su salud, el santacruceño de 53 años dio un paso al costado, cuando le restaban cerca de 15 kilómetros para finalizar el recorrido de 77.3 km, que arrancó este jueves a las 5 a. m. en Playa Jacó rumbo hacia en Pan de Azúcar de Atenas, Alajuela.

Aunque tuvo la fuerza y el coraje para afrontar el enorme desafío, una serie de circunstancias atentaron contra él y sucoequipero. Después caminar enormes tramos, finalmente ya no pudo más.

Duro día. A lo largo del recorrido la pareja de ciclistas sufrió una fuerte caída y tuvo problemas mecánicos, al perder la cadena de su bicicleta en un río en el sector de Lagunas de Turrubares. Además se extraviaron por más de tres kilómetros y, finalmente, lucharon con las inclemencias del tiempo, un fuerte aguacero en el cierre de la jornada.

Aunque en los primeros kilómetros se sintió bien y con optimismo, el barro de Carara, el paso por los ríos y los ascensos pronunciados, así como la falta de agua, poco a poco minaron sus fuerzas. Pese a su fe inquebrantable, la misma que lo hizo superar la pérdida de visión a los 22 años de edad, le fue imposible concluir su meta.

Sediento y cansado logró sortear Carara, por lo que no dudó en tomar agua de un riachuelo para refrescarse y recobrar fuerzas, negándose a darse por vencido.

Largas caminatas a lo largo de la travesía fueron la tónica, al igual que las palabras de aliento y admiración que recibió de otros ciclistas y aficionados.

“En Carara me quedé sin agua y tuve que beber de un río y por dicha me logré reponer. Cuando logramos salir a un camino de verdad, se nos perdió la cadena. Con esta bicicleta podíamos avanzar bastante, pero se nos dañó”, comentó entonces Carmona.

El pedalista guanacasteco aseguró que sufrió mucho en el temido Carara, pero nunca se dio por vencido a pesar de la fuerte caída a raíz del terreno resbaloso.

“El primer problema es que la técnica (sobre la bicicleta para dos personas) lo mata a uno. Hay unos grandes trepanes con barro. Y zanjas donde es muy fácil caerse”, añadió Carmona.

Para colmos, al pasar por un río en la localidad de Lagunas de Turrubares, la corriente del agua se llevó la cadena de la bicicleta.

La reparación duró cerca de 40 minutos, gracias al equipo de asistencia neutral Shimano, que estuvo integrado por Ludwig Fernández y Luis Diego Montero.

“A la bicicleta de don Carlos se le unieron dos cadenas, porque es más larga de lo normal, debido a su simetría y no cumple con los estándares del largo de los eslabones. En este caso se las unimos con dos pines conectores y la hicimos a la medida, para que volviera a la competencia”, explicó Fernández.

Sin embargo, cinco kilómetros después sufrieron un nuevo desliz, al perderse en el cruce entre el centro de Turrubares y San Pedro de Turrubares.

“La señalización estaba un poco arriba y nos perdimos. Subimos tres kilómetros de más, todo era de ascenso. Uno sabe que es parte de esto, el cansancio que sentimos era lo normal y lo importante es que seguíamos en carrera", enfatizó David Herrera.

No obstante, la fuerte lluvia, el frío y los largos ascensos entre trillos en el sector de la Pita, en Grifo Alto de Puriscal, fueron insalvables para los dos aventureros.

Español rumbo al tricampeonato

El ganador de la primera largada y líder del evento es el español Josep Betalú, con un tiempo de 4 horas 27 minutos y 30 segundos (4:27:30). Betalú dominó a placer la carrera y sacó una importante ventaja sobre el hondureño Milton Ramos (4:42:28) y el estadounidense Alex Grant (4:44:29). El mejor tico fue Elías Vega, del Team Specialized, con 4:47:19, quien terminó cuarto.

El catalán busca su tercer título consecutivo en La Ruta, lo cual lo colocaría en la historia de la competencia.

“Nuestro plan era fácil. Darle duro desde el primer ascenso a Bijagual. Me siguió Elías (Vega) y me aguantó un poquito. Observé que iba con lo justo, entonces ataqué de nuevo y me vine solo para sacar distancia. Al final aumenté el ritmo, así como el tiempo y no me preocupé por volver a mirar atrás. Sé que los perseguidores son grandes rivales, por lo que nos tocará cuidarnos y tratar de aumentar la ventaja para lograr nuestro objetivo”, aseguró Betalú, que este año triunfó por cuarta vez en la Titan Desert, en Marruecos.

En damas, la vencedora fue la nacional Milagro Mena con un crono de 6:05:04, quien por cierto busca repetir en lo más alto del podio, luego de proclamarse campeona en el 2017. En ese año, también se había proclamado campeona centroamericana en las justas de Managua 2017. La orotinense está clasificada para los Juegos olímpicos de Tokio 2020.

A Mena la siguieron la española Guiselle Biguet, con 6:38:45, y la estadounidense Tamara Jenkling, con 7:08:07.

La segunda etapa será este viernes 1 de noviembre entre Tres Ríos, Volcán Turrialba y el Catie en Turrialba, para completar 78.3 km. La Ruta finalizará el sábado con una fracción entre el centro de Siquirres y el desembarcadero de Caño Blanco, por lo que este año la prueba no viajará a Limón y tampoco pasará por los puentes de la vía férrea.

Juan Diego Villarreal

Juan Diego Villarreal

Egresado de la Universidad Federada. Entre sus coberturas destacan los Juegos Olímpicos de Atenas 2004, compromisos eliminatorios de la Sele, así como Juegos Panamericanos y Centroamericanos y del Caribe.