13 junio, 2002

Suwon. El guardameta Erick Lonnis, el centrocampista Wilmer López y el delantero Hernán Medford pusieron hoy fin a su carrera como miembros de la selección de Costa Rica, con el partido contra Brasil que supuso la eliminación del Mundial de Corea-Japón 2002 (2-5).

En la hora del adiós, en el vestuario, Lonnis y Medford no pudieron contener las lágrimas al recordar el último decenio como componentes del conjunto tricolor y pensaron en organizar un partido para despedirse en Costa Rica.

"Ahora, siento nostalgia de toda esta etapa y estoy agradecido a todo lo que me ha dado el futbol, porque he logrado unos beneficios enormes no sólo en el aspecto económico, sino en el humano", dijo Lonnis, capitán de la selección.

El guardameta, que debutó contra San Vicente (5-0) el 13 de diciembre de 1992, afirmó que de su carrera como internacional se queda "con este Mundial y todo el proceso de las eliminatorias".

"Nos hubiese gustado clasificarnos, porque creo que teníamos equipo para hacerlo, pero nos vamos con la frente muy alta, con un partido que pasará a la historia. Lástima los tres balones que enviamos a los postes, porque nos podíamos haber acercado más. Creo que Brasil tuvo un poco de suerte", señaló Lonnis.

Medford también apoya la idea de despedirse de la afición con un partido en Costa Rica, "porque es triste irse en un país extraño" y agradeció a los seguidores todo el apoyo que le han mostrado desde que, el 13 de diciembre de 1987, debutase contra Corea del Sur.

"Tengo que dar las gracias a toda la afición por haberme aguantado durante quince años. Me ha dado mucha pena, porque parece un momento que nunca va a llegar y, de pronto, te encuentras que es así, pero no todo es eterno y hay que saber cuándo dejar paso a los demás", indicó.

Medford destacó a sus actuales compañeros como "el mejor grupo" en el que ha estado, "casi como hermanos" y afirmó que, tanto Wilmer López como Lonnis y él, se merecen un encuentro de homenaje por todo lo que han dado a la selección "tica".

Wilmer López fue más crítico, aseguró que no quiere partidos de homenaje "porque nunca me han gustado las despedidas" y afirmó que tras el Mundial "volverá el mismo desorden al futbol costarricense".

"Ahora, como no nos hemos clasificado, se volverá a criticar a esta selección y volverá la desorganización, se han convocado unas elecciones a la presidencia de la Federación en un mal momento, ha habido muchas presiones. Creo que ha llegado el momento de olvidarme de todo eso, de dar un paso al costado para que vengan otros", dijo.

"Lo mejor ha sido salir de este Mundial con este partido, que creo que no empaña para nada todos los méritos que hemos hecho desde las eliminatorias", agregó.

Edición periodística: Gerardo González y Juan Fernando Lara . Fuente: agencias.