10 noviembre, 2003

Para muchos es difícil olvidar cómo la pierna izquierda de Javier Jiménez provocaba la ovación del público alajuelense. Por años fue uno de los grandes delanteros rojinegros.

Javier inició su carrera en el juvenil de la Liga, en 1971. Apenas un año después tuvo su debut en el primer equipo manudo y en la Selección Nacional.

En 1978 militó por cuatro meses con la A. D. Guanacasteca, pero regresó a la Liga un año más tarde, para ganar el torneo 1980.

En 1982 jugó con el Real España (Honduras) y volvió al país para incorporarse a El Carmen de Alajuela y ser el máximo anotador de la Segunda.

Para 1983 jugó su última temporada con los manudos y sumó un título. Militó con Curridabat, antes del retiro en 1985.

Javier anotó 120 goles en Primera y Segunda División, de los cuales 73 fueron con Alajuelense.

Fue llamado nueve veces a la Selección, entre 1972 y 1980. Con la Tricolor participó en 30 juegos internacionales de clase A y anotó ocho goles.

Después de su retiro, jugó por un tiempo con los veteranos manudos, pero una lesión en la rodilla lo sacó de las canchas.

Hoy, a sus 51 años, se dedica al comercio de ropa y en los próximos meses comenzará a llevar cursos para entrenador de futbol.

Vive con su padre en el INVU Las Cañas de Alajuela, tiene tres hijos y asiste poco al estadio, pero sigue siendo manudo.

Siento que salí por la puerta grande pues, aunque podía seguir, me retiré por mi decisión”

Javier Jíménez Báez

Exfutbolista nacional