28 abril, 2016
Leonardo González (derecha) disputa un balón con Allen Guevara, el sábado ante Alajuelense, en su primer partido en el Torneo de Verano 2016 con el Herediano.
Leonardo González (derecha) disputa un balón con Allen Guevara, el sábado ante Alajuelense, en su primer partido en el Torneo de Verano 2016 con el Herediano.

Redacción

La Asamblea de la Unafut decidió aprobar el cambio de formato del torneo, con el que pretende que el certamen sea más atractivo y que el líder reciba un mejor premio. Dichas variantes regirán durante las próximas tres temporadas.

En esta nueva estructura, el primer lugar de la fase regular quedará sembrado directamente en la final nacional luego de disputar 22 jornadas, la misma cantidad que en el actual torneo.

El principal cambio viene después, pues los cuatro primeros puestos de la tabla, en cuenta el equipo que concluyó de líder, se medirán en una cuadrangular. Si el líder gana esta etapa quedará automáticamente campeón, pero si no, deberá enfrentar en la final al ganador de la cuadrangular.

La comisión creada por la Unafut para desarrollar este esquema de competición aseguró mediante un informe que el objetivo es que los aficionados dejen de pensar que lo único importante es clasificar y le resten relevancia a la fase inicial del torneo.

Así pretenden darle más atractivo al torneo y mejorar las taquillas en los estadios.

Con este esquema habrá ocho jornadas más que ahora y por ende menos espacio para la Selección Nacional.

Sin embargo, la Unafut valoró algunas medidas para contrarrestar esto: primero, iniciar el torneo de Invierno antes, a mediados de julio, en lugar de hacerlo en agosto, y eliminar el Torneo de Copa, el cual no es rentable.