Fútbol Nacional

Municipalidad no hará su edificio en el Morera Soto, pero mantiene interés de comprarlo

El ayuntamiento espera tener en tres semanas el avalúo del recinto para decirle a Alajuelense si está en capacidad de adquirirlo

A la Municipalidad de Alajuela le resultaba interesante la propuesta inicial que le hizo Alajuelense al plantearle que comprara el Estadio Alejandro Morera Soto.

La idea de los rojinegros era que el inmueble podía funcionar para que hicieran ahí el edificio municipal, preservando la estructura del estadio, que les sirviera para desarrollar un espacio deportivo para la comunidad y, que a su vez, eso le permitiera al club construir otro escenario.

El ayuntamiento constituyó una comisión de trabajo que determinó que no seguirían adelante con el tema de la construcción del edificio municipal en los terrenos de la casa rojinegra, sino que separarían los proyectos.

La noche del martes, y tras valorar varias opciones, el Concejo Municipal aprobó con 11 votos que ese edificio se construirá en la plaza del Barrio El Carmen.

Para dicho edificio, el municipio tiene un tope máximo de inversión fijado por el Concejo en $6 millones (unos ¢3.420 millones).

"De acuerdo con el departamento de hacienda, tenemos posibilidad de endeudamiento hasta los $10 millones (unos ¢5.699 millones), entonces no se descarta que con el resto de ese financiamiento se pueda entrar en una negociación con la Liga", manifestó el alcalde de Alajuela, Roberto Thompson.

Contó que se le solicitó al departamento de bienes inmuebles un avalúo del Morera Soto.

"Yo esperaría que en dos semanas lo tengamos, con base en eso se presentará al Concejo y se valorará si ellos quieren seguir adelante con eso", citó.

Y agregó: "Yo le puedo decir que una vez definido dónde va a ser el edificio en las próximas dos o tres semanas tendremos claro si hay alguna viabilidad para seguir con el tema del estadio".

Sin embargo, aclara que aún no se pueden sentar a hablar de números, hasta que cuenten con ese avalúo oficial del estadio.

"Tenemos una propuesta de la Liga de $10 millones como valor de negociación, pero nosotros tenemos que ajustarnos al valor que dé un eventual avalúo. Después de eso ya vamos a poder definirle a la Liga si realmente seguimos adelante o no".

El presidente del Concejo Municipal, Humberto Soto, comentó que la decisión de comprar o no el Morera Soto no dependía de la sede del ayuntamiento y que el tema del estadio lo tienen como "pendiente urgente".

"Si el estudio de viabilidad económica que efectúa el departamento de hacienda de la Municipalidad dice que se puede proceder con la compra, sería para tener un estadio municipal y un complejo cultural en el que se puedan hacer muchos eventos", expresó el regidor José Luis Pacheco.

Socios liguistas deciden. Así como la Municipalidad de Alajuela tiene que analizar si ejecutar la compra del Morera Soto está dentro de sus posibilidades, en Alajuelense también se encuentran en la elaboración de los estudios de factibilidad para ver si es viable vender su estadio y proceder con la construcción de otro recinto.

Cuando la Junta Directiva de la Liga presidida por Fernando Ocampo tenga completos esos estudios, se convocará a una nueva Asamblea para presentárselos a los socios y que ellos sean quienes deciden si se vende el Morera o no.

Ese fue el acuerdo que tomaron en la última Asamblea, efectuada el pasado 25 de noviembre.

"Hay un diseño, hay un presupuesto que don Rodrigo van der Laat -que ustedes saben que es experto en el tema de estructuras y levantamiento de ese tipo-, ya lo estableció más o menos, pero viene un tema de viabilidad financiera, de cómo se financia el estadio, de dónde se consiguen los recursos", expresó Ocampo tras esa Asamblea que se extendió durante varias horas, aclarando dudas.

Ese día, los socios liguistas querían estar muy seguros de que lo que estaban votando era una aprobación para avanzar en el plan del nuevo estadio.

Para explorar esa factibilidad, la Liga salió en busca de opciones para construir el nuevo inmueble en un terreno de cuatro a ocho hectáreas en Alajuela.

El club elaboró un cartel de licitación privada para la manifestación de interés en la adquisición de esas tierras y el pasado 12 de febrero recibió las ofertas.

Según ese documento, quienes concursaron deben esperar al menos 60 días hábiles para obtener respuesta y en caso de que alguno resultara adjudicatario, el oferente debe estar de acuerdo en firmar una compra venta.

Alajuelense se reserva el derecho de declarar el concurso desierto, así como de negociar términos y condiciones con quien a su criterio cumpla con las mejores condiciones para sus intereses.

Para construir el nuevo estadio, la Liga tendría que venderle el Morera Soto a la Municipalidad de Alajuela, algo que se hará única y exclusivamente si los socios manudos lo aprueban.

De concretarse el proyecto, Alajuelense solo le vendería el estadio al ayuntamiento, con el propósito de que se conserve su esencia como patrimonio.

Fanny Tayver Marín

Fanny Tayver Marín

Graduada en la UIA. Con más de 15 años de experiencia, escribe sobre Alajuelense, ciclismo, ciclo olímpico y más. Entre sus coberturas destacan juegos eliminatorios de la Selección, el Tour de Francia, el Mundial de voleibol en Japón y los Juegos Olímpicos en Río de Janeiro.

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.