Fútbol Nacional

Autogol de Adrián De Lemos vale oro para un Alajuelense que echó de menos a sus delanteros

Los rojinegros iniciaron la defensa de su corona en la Liga Concacaf con un empate 1-1 en Guatemala contra Guastatoya. La serie se cerrará el próximo martes en el Morera Soto

Alajuelense llegaba en problemas para iniciar la defensa de su corona en la Liga Concacaf, pero al final de cuentas, ese empate de 1-1 contra el Guastatoya pareciera un buen negocio para los rojinegros y el autogol en el que incurrió Adrián De Lemos vale oro para los manudos.

¿Por qué? La explicación es sencilla. Según el reglamento de la competencia, el gol de visita puede entrar en juego para definir un emparejamiento en caso de empate. Eso se aplica desde la fase previa y hasta las semifinales. Y eso es importante para estas series de muerte súbita, en juegos de ida y vuelta. Eso sí, después de dominar el juego sin problemas, queda la sensación de que este era un partido ganable para los manudos.

El embrollo de la Liga no era tanto en sí por los altibajos que muestra en el torneo local, sino porque necesitaba encontrar la forma de anotar sin delanteros. Con la ausencia de Marcel Hernández, quien no puede salir del país por su situación judicial, y sin Johan Venegas, que está muy cerca de reintegrarse tras una lesión, los rojinegros tenían que reinventar su ataque.

Una posibilidad era darle chance a Doryan Rodríguez, ese joven formado en el semillero rojinegro que debutó hace pocos días en la máxima categoría y que lo hizo con gol. Sin embargo, también era arriesgado darle esa responsabilidad a él, porque en la Liga tenían claro que este partido contra Guastatoya no sería fácil, a pesar de que su rival arrastraba siete juegos sin ganar en el fútbol chapín. Luis Marín prefirió colocar a Carlos Mora en punta, una posición que le costó.

Llegar a la línea de fondo con posibilidades reales de gol no era sencillo para los manudos, porque aparte de no contar con atacantes, es evidente que también extrañan a Alex López, el ingeniero de su fútbol. Y quien más se asemeja a las características del hondureño, o que puede también puede aportar en ataque es Aarón Suárez, un jugador que esperaba su turno en la suplencia.

Alajuelense trataba de sostener el balón ante un equipo enconchado, pero con hombres peligrosos a la hora de contragolpear, como Omar Domínguez y Luis Ángel Landín. Todo partía de una defensa en la que Fernán Faerron rechazaba hasta con el abdomen, como en una acción en la que se quedó sin aire; en el medio, la pelota pasaba mucho por Bernald Alfaro y los trazos de Bryan Ruiz. Empero, faltaba la finalización.

Hubo una acción en la que Daniel Arreola se excedió en confianza y la Liga se llevó un susto, con un remate desviado de Denilson Sánchez. El primer gol fue del cuadro chapín, al aprovechar una acción de táctica fija.

Un tiro de esquina llegó a Domínguez, quien lo intentó de cabeza. Leonel Moreira respondió con un manotazo, pero el rechazo quedó en corto y, con la rodilla, el mexicano Luis Ángel Landín anotó en el minuto 27.

Que le anotaran a la Liga no era nada nuevo. Ese es uno de sus puntos urgentes por corregir en el torneo local, al ser el equipo que más goles encaja. Eso hacía más complejo el juego, porque era evidente que el Guastatoya iba a encerrarse más.

La virtud de Alajuelense fue no desesperarse y buscar el gol a pesar de sus problemas. La anotación llegó y era merecida. Se dio mediante un buen intento de los manudos, con un pase de Brandon Aguilera hacia Alonso Martínez. El hombre de la Isla de Chira remató intentando bañar al arquero tico Adrián de Lemos, que estaba salido. El balón pegó en el horizontal, pero rebotó en el guardameta y entró en su propia puerta. Así es como la Liga empató en el minuto 42.

Al empezar el complemento, la Liga hizo su primer cambio. Entró Aarón Suárez y generó un poco más dinámica, se veía un Alajuelense con un poco más de argumentos, con un remate de Suárez o uno de Carlos Mora que tocó De Lemos y pegó en el vertical.

Toda la segunda parte fue rojinegra. Al tirarse atrás, Bryan Ruiz generaba pases y Suárez con su juego entre líneas también ayudaba para que el cuadro de Luis Marín fuera el claro dominador del partido y el más insistente en buscar el gol del triunfo.

Al final, Leonel Moreira contuvo en dos tiempos un remate peligroso de José Márquez, en el minuto 87. El partido terminó 1-1 y esta serie entre Alajuelense y Guastatoya se resolverá el próximo martes, a partir de las 6:15 p. m., en el Estadio Alejandro Morera Soto. Ahí, uno de los dos avanzará a los cuartos de final de la Liga Concacaf. Y ese día sí contará con un nueve, ese delantero que tanta falta le hizo a Alajuelense en Guatemala.

Los otros equipos ticos en esta competencia jugarán el jueves. El Santos de Guápiles recibirá al Plaza Amador en el Estadio Nacional, a las 4 p. m.; mientras que a las 6 p. m., Saprissa se medirá de visita al Santa Lucía de Guatemala.

Ficha del juego

1 Guastatoya

Adrián De Lemos, Omar Domínguez, José Márquez, Néstor Jucup, Rafael da Roza, Nixson Flores, Jorge Vargas, Bernabé Hernández, Wilson Pineda, Luis Ángel Landín y Denilson Sánchez.

D.T.: Daniel Guzmán

Cambios: Samuel Garrido (Da Roza, al 56′), Aarón Navarro (Jucup, al 68′), Rubén Morales (Garrido, al 82′) y Freddy Orellana (Vargas, al 82′).

1 Alajuelense

Leonel Moreira, Daniel Arreola, Fernán Faerron, Ian Smith, Ian Lawrence, Bernald Alfaro, Brandon Aguilera, Barlon Sequeira, Bryan Ruiz, Carlos Mora y Alonso Martínez.

D.T.: Luis Marín

Cambios: Aarón Suárez (Aguilera, al 45′), Andrés Gómez (Martínez, al 68′), Josimar Alcócer (Sequeira, al 77′) y José Miguel Cubero (Alfaro, al 91′).

Goles: 1-0 (27′) Luis Landín y 1-1 (42′) Adrián de Lemos (autogol).

Árbitros: Nima Saghafi al centro, asistido por Nicholas Uranga y Cameron Blanchard.

Estadio: Doroteo Guamuch Flores, Guatemala, 8 p. m.

Fanny Tayver Marín

Fanny Tayver Marín

Graduada en la UIA. Con más de 15 años de experiencia, escribe sobre Alajuelense, ciclismo, ciclo olímpico y más. Entre sus coberturas destacan juegos eliminatorios de la Selección, el Tour de Francia, el Mundial de voleibol en Japón y los Juegos Olímpicos en Río de Janeiro.