Fanny Tayver Marín. 23 enero
José Miguel Cubero se adaptó con mucha facilidad a Alajuelense. Foto: John Durán
José Miguel Cubero se adaptó con mucha facilidad a Alajuelense. Foto: John Durán

José Miguel Cubero jamás pensó que sus primeros 266 minutos con Alajuelense serían jugando como defensa central.

Esa posición no es desconocida para él, pero no es la que más le agrada.

Muy pronto llegó su pase internacional y el hombre que viste la camisa 8 de la Liga estaba en la suplencia el pasado 10 de enero y no tenía claro si iba a debutar ese día.

Sin embargo, fue el elegido como apagaincendios ante una emergencia, porque el zaguero panameño Roberto Chen se lesionó en el primer minuto y Alajuelense reportaba la baja de Esteban Marín, quien en la jornada inaugural contra Grecia sufrió un esguince en el tobillo.

Cubero salió del banquillo e ingresó en el 4’ ante Limón como defensa central, para acompañar a Kenner Gutiérrez.

A la fecha siguiente, el futbolista que Herediano le prestó a Alajuelense fue titular, en el mismo puesto, contra el Team.

Ese día se lesionó Kenner Gutiérrez al cierre del primer tiempo y lo reemplazó Darío Alfaro.

Cubero no fue a Pérez Zeledón y reapareció ante Cartaginés, de nuevo como central. De momento solo ha tenido ese rol, pero no se quedará ahí.

Alajuelense quiere usarlo cuanto antes como contención, trabajando en la mediacancha con los hondureños Luis Garrido y Alex López.

“Cubero me cumple de central, pero es excepcional de contención”, había dicho el técnico de los erizos, Nicolás dos Santos.

Y para eso falta poco, porque Gutiérrez ya está recuperado.

“Me lo dijo mi papá, lo único que me hace falta es ponerme los guantes y ahora estoy contento, hay que estar siempre contento a las cosas que vienen y si me necesitan ahí, ahí estoy, pero es claro que la posición mía y donde me gusta jugar es en la contención”, comentó .

Él ya había jugado como central con Herediano y con la Selección Nacional.

“Yo venía con la mentalidad de jugar en la media cancha, pero cuando vos firmás con una compañía, con una institución, en este caso la Liga, cuando ponés la firma tenés que estar para lo que sea”.

Cubero considera que para él implica una exigencia mayor jugar como defensa.

“Es una posición que no es como la de la media cancha donde es más físico. En la defensa hay que estar más concentrado, porque con un solo movimiento ya es fuera de juego, implica mayor concentración y darle seguridad al equipo para salir jugando”.

Como la intención de los rojinegros es instalar cuanto antes a Cubero en el centro del campo y en vista de que aún está abierto el periodo de inscripciones, los erizos no dan por cerrado el tema de contrataciones.

En vista de que tienen llenas las plazas de extranjeros con Róger Rojas, Alex López, Luis Fernando Garrido y Abdiel Arroyo, ahora andan en busca de un defensor, que tiene que ser costarricense.

"Yo no cierro las posibilidades, estamos evaluando. Hay un tema de presupuesto, pero mi responsabilidad es hacer las recomendaciones deportivas", expresó el gerente deportivo de la Liga, Javier Delgado.

De fichar a un defensor, liberarían más a Cubero para que se desempeñe como contención, pero a sabiendas de que es un comodín que en cualquier momento pueden usar de nuevo atrás, en la defensa central.

Sin embargo, si no encuentran a un zaguero con un buen perfil, en la Liga tampoco lo consideran como un problema.

Alajuelense marcha en la segunda casilla del Clausura 18 con 10 puntos, dos unidades por debajo del líder, Saprissa.

Los manudos recibirán a Liberia este miércoles, a las 8 p. m., en la cancha híbrida del Estadio Alejandro Morera Soto.