Josué Bravo. 24 septiembre
Víctor Morales (derecha), ministro de la Presidencia, en conversación con el diputado de Restauración, Carlos Avendaño, y el presidente legislativo, Carlos Ricardo Benavides (de espaldas), del PLN. Foto: Rafael Pacheco
Víctor Morales (derecha), ministro de la Presidencia, en conversación con el diputado de Restauración, Carlos Avendaño, y el presidente legislativo, Carlos Ricardo Benavides (de espaldas), del PLN. Foto: Rafael Pacheco

El gobierno y la mayoría de bancadas de oposición mantienen una negociación, desde hace dos semanas, para consensuar una agenda legislativa sobre reactivación de la economía y generación de empleos.

La discusión se mantiene abierta desde el miércoles 11 de setiembre, cuando los jefes de bancada del Congreso, excepto los del Frente Amplio y el bloque fabricista Nueva República, participaron en un encuentro con el presidente de la República, Carlos Alvarado, para conocer un plan de crecimiento económico, empleo y bienestar elaborado por el gobierno.

En esa ocasión, los jefes de fracción de los partidos Liberación Nacional (PLN), Unidad Social Cristiana (PUSC) y Restauración Nacional (PRN); Silvia Hernández, María Inés Solís y Eduardo Cruickshank, respectivamente, presentaron en consenso una lista de diez iniciativas encaminadas a reactivar la economía y generar empleos.

A la reunión también acudieron Patricia Villegas, jefa del Partido Integración Nacional (PIN); Otto Roberto Vargas, jefe del Partido Republicano Social Cristiano (PRSC): y Nielsen Pérez, jefa de la fracción del Partido Acción Ciudadana (PAC).

La propuesta consensuada por el PLN, el PUSC y el PRN incluye un proyecto sobre flexibilidad de jornadas laborales, así como una iniciativa para el desarrollo, fomento y gestión de las alianzas público-privadas.

Otra iniciativa de estas tres fracciones es la elaborada por Carlos Avendaño, diputado del PRN, que ordena a “todos los ministerios y órganos adscritos, indistintamente de su grado de desconcentración”, disponer de recurso humano para reforzar el área de gestión de cobro de Hacienda.

De igual forma, la lista contiene una iniciativa liberacionista sobre el uso de materiales reciclados en obras de infraestructura vial (concreto y mampostería no utilizada, o bien plásticos), así como un texto del diputado socialcristiano Pedro Muñoz que equipararía las cotizaciones de los trabajadores independientes a la seguridad social con las de los trabajadores asalariados.

Asimismo, contempla la propuesta de la restauracionista Xiomara Rodríguez, que permitiría gravar 3.700 pensiones de lujo adicionales, mediante el cobro de contribuciones solidarias a todas las jubilaciones que superen los ¢2,2 millones.

Contrapropuesta

Como contrapropuesta a los tres partidos, el Poder Ejecutivo envió a todos los jefes de fracción, incluidos los independientes, una lista de 15 iniciativas en la cual coinciden los textos sobre flexibilidad laboral o jornadas acumulativas, y el de mejora a la capacidad de cobro de Hacienda.

El texto de jornadas acumulativas, que se tramita en el expediente 21.182 en la Comisión de Asuntos Jurídicos del Congreso, es una demanda urgente de los empresarios para reactivar economía. Propone incorporar al Código de Trabajo las modalidades de jornada “ordinaria ampliada” y la “anualizada”.

La primera implica que, en trabajos que no sean insalubres ni peligrosos, la jornada semanal de 48 horas se pueda dividir en jornadas hasta de 12 horas diarias por un máximo de cuatro, para que luego el empleado tenga tres días libres continuos.

Quienes disfrutan de este tipo de jornada poseen mayor tiempo libre para descansar, estudiar o compartir con sus familias, según el texto de ley.

En una segunda modalidad, se permitiría que, en las épocas de mayor trabajo, la jornada ordinaria sea de hasta diez horas diarias y, en las de menor requerimiento, el trabajo no exceda las seis horas.

La lista de gobierno fue construida por aportes del PLN, PUSC, PRN y el PAC y enviada al Congreso el jueves 19 de setiembre, según el Ministerio de la Presidencia.

María Inés Solís, jefa de fracción del PUSC, afirmó sobre la propuesta consensuada con el PLN y el PRN: “La idea es colaborar lo más que se pueda para que este país salga adelante dentro de una oposición constructiva en la Asamblea Legislativa”.

En tanto, Silvia Hernández, jefa de la bancada verdiblanca, destacó que la propuesta consensuada por las tres bancadas contiene “solo aquellos proyectos cuya vinculación es inmediata con la mejora de oportunidades de empleo”.

“Le decimos al Ejecutivo ‘aquí tiene con qué arrancar porque desde la oposición hay consenso para discutir esos temas’”, añadió la liberacionista.

La propuesta del Poder Ejecutivo también contempla el texto del diputado del Partido Acción Ciudadana (PAC), Welmer Ramos, que establece disminuir el porcentaje de comisión por compras realizadas con tarjetas de crédito y débito.

De igual forma, contiene un proyecto del PRN que brinda incentivos estatales a las empresas que contraten el 20% de trabajadores mayores de 45 años.

Víctor Morales Mora, ministro de la Presidencia, explicó, el viernes anterior, que la negoiación “es un primer ejercicio que servirá como base de discusión y a la que espero se le sumen iniciativas de las diferentes fracciones legislativas y diputados independientes".

La idea del Ejecutivo, según Morales, es la de construir una agenda “robusta” en temas de crecimiento, empleo y bienestar.

Por su parte, Silvia Hernández adelantó que, el próximo jueves, en la reunión de todas las fracciones del Congreso, se incluirá en la agenda aportada por el gobierno otra lista de proyectos de los diferentes partidos.

En julio anterior, el Banco Central de Costa Rica (BCCR) redujo su estimación de crecimiento del país durante el 2019 del 3,2%, anunciado en enero anterior, a 2,22%.

La Encuesta Continua de Empleo (ECE) del Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC), calculó en 11,9% la población desempleada de Costa Rica, durante el segundo trimestre del 2019.