Política

Feinzaig: Si la muchacha se queda en la casa viendo la telenovela, se le recibe en la red de cuido

Candidato presidencial niega que sus declaraciones estén cargadas de estigmas contra las mujeres que usan los centros de cuido para sus hijos

Eliécer Feinzaig, candidato presidencial del Partido Liberal Progresista (PLP), afirmó que si una madre de escasos recursos se queda en la casa viendo la telenovela o “limpiando el piso”, el Estado le recibe a los hijos en la red de cuido, pero, si consigue trabajo, no.

Así lo dijo durante una entrevista sostenida el lunes en el programa No pasa nada, en la que el político criticó que el Estado les quite el subsidio a las madres que mejoran su situación económica al conseguir un empleo. En su criterio, estas reglas castigan a las madres que salen a trabajar.

Consultado por La Nación este martes, Feinzaig rechazó que sus afirmaciones contengan estigmas contra las madres que necesitan cuido para sus hijos. “Lo digo en la entrevista, la mujer puede estar haciendo oficio, viendo la telenovela, es una forma de decir, pero el punto de fondo es cómo el sistema castiga a quien trabaja. Si escucha la entrevista completa se da cuenta que no existe tal estigma”, respondió a este medio.

En la entrevista del lunes, el candidato afirmó: “En muchas ocasiones, lo que pasa es que las reglas del sistema los obligan a quedarse en la condición de pobreza. La red de cuido infantil, esto es para mí una de las barbaridades más acabadas... tiene una regla que si la madre, usualmente es la madre en el 98% de los casos, si la madre consigue trabajo formal y le pagan más del salario mínimo ya no tiene derecho al cuido de sus hijos y entonces se le castiga el conseguir trabajo...

Si la muchacha se queda en la casa viendo la telenovela o limpiando el piso, o lo que sea, y manda a los chiquitos al Centro de Cuido (Cecudi), perfecto, se lo recibe; en el momento en que ella consigue un trabajo, si le detectan que consiguió el trabajo, pierde el derecho a tener el hijo ahí, entonces, ¿qué le estamos diciendo esa muchacha?, ‘quédese en la casa viendo la telenovela’. Entonces nosotros, ese tipo de cosas las queremos cambiar para que las ayudas que brinda el Estado las reciba quien las tenga que recibir, pero sin castigar a quien finalmente obtiene un trabajo”.

Según la última Encuesta Continua de Empleo, del tercer trimestre de este año, unas 348.000 mujeres tienen un empleo informal, mientras que el 16,3% de las mujeres están subempleadas.

Uno de los propósitos de los centros de cuido a los Feinzaig hace referencia es, según la ley, permitir la inserción laboral y educativa de padres y madres.

IMAS niega afirmaciones

El Instituto Mixto de Ayuda Social (IMAS) reconoció que, antes del 2020, las reglas de la Red Nacional de Cuido eliminaban la ayuda a las familias cuyos ingresos superaran la condición de pobreza, pero desde el 2020 esa práctica fue eliminada.

En su defensa, Feinzaig asegura que tiene conocidos dentro de la Red que le han informado que la regla todavía se aplica.

Una auditoría realizada por la Contraloría General de la República (CGR), en el 2015, encontró que al menos 1.777 menores dejaron de recibir la ayuda de cuido del IMAS porque las madres consiguieron trabajo y un salario estable.

El ministro de Bienestar Social, Juan Luis Bermúdez, aclaró que, desde inicios del 2020, se emitió una directriz para que las familias con cierto nivel de ingresos mantuvieran el beneficio.

También, indicó que esa directriz dio paso a una reforma legal de la Ley de Red Nacional de Cuido y Desarrollo Infantil para que se prohíba explícitamente quitar la ayuda bajo esa condición.

“Se prohíbe excluir personas menores de edad participantes de programas de cuido por su condición socioeconómica, en especial aquellas que se encuentren en situaciones de vulnerabilidad o que apenas exceden la línea de pobreza vigente debido a mejoras transitorias en la situación socioeconómica de la familia solicitante del servicio”, señala el artículo 3 que fue reformado desde febrero de este 2021.

Rebeca Madrigal Q.

Rebeca Madrigal Q.

Periodista de asuntos políticos y de gobierno. Graduada en Periodismo de la Universidad Latina de Costa Rica.