Rebeca Madrigal Q.. 22 febrero
Norma Borges, delegada del gobierno de Maduro. Fotografía: Alejandro Gamboa Madrigal
Norma Borges, delegada del gobierno de Maduro. Fotografía: Alejandro Gamboa Madrigal

El equipo diplomático de Nicolás Maduro en Costa Rica denunció que la embajadora María Faría, designada por el presidente encargado de Venezuela, Juan Guaidó, les congeló las cuentas en el Banco de Costa Rica (BCR).

Así lo afirmó Norma Borges, integrante de la misión, al fracasar este mediodía en un intento por reingresar a la Embajada de Venezuela, en Los Yoses, luego de que Faría aceptó retirarse del inmueble a solicitud del gobierno costarricense.

(Video) Intento de ingreso a la Embajada de Venezuela por parte de delegados de Nicolás Maduro

“Esta señora tuvo la osadía de ir a los bancos donde tenemos las cuentas y bloquear, supuestamente con un poder que le dio la Cancillería, las cuentas de la misión”, afirmó Borges, quien precisó que el bloqueo se produjo hace una semana.

“No tenemos recursos”, agregó, al tiempo que dijo que al propietario del inmueble nunca dejaron de pagarle el monto del alquiler.

El BCR declinó referirse al asunto alegando secreto bancario. Tampoco fue posible obtener una respuesta de Faría.

Esta semana, la Embajada fue objeto de un conflicto cuando, en la madrugada del miércoles, Faría tomó el edificio aunque los enviados de Maduro todavía lo ocupaban.

La enviada de Guaidó alegó que Costa Rica ya la había reconocido como embajadora. Sin embargo, el gobierno de Carlos Alvarado deploró el acto señalando que se irrespetó el plazo de 60 días que se les había otorgado a los delegados de Maduro para abandonar el país, el cual vence el 16 de abril.

“Nosotros estamos cumpliendo con ese proceso de 60 días, en ese cumplimiento le dimos continuidad a atender a la comunidad venezolana que está aquí”, continuó Borges.

(Video) Diplomáticos de Nicolás Maduro intentan abrir sede diplomática

La tarde del jueves, el canciller Manuel Ventura le expresó a Faría la disconformidad del presidente Alvarado y le solicitó expresamente que abandonara el edificio. En la noche, la embajadora le entregó las llaves a dos notarios públicos costarricenses.

Fallido reingreso
Norma Borges frente a la embajada. Fotografía: Alejandro Gamboa Madrigal
Norma Borges frente a la embajada. Fotografía: Alejandro Gamboa Madrigal

Alrededor de la 1:20 p. m. de este viernes, los delegados de Nicolás Maduro intentaron reingresar al edificio, pero no lo lograron con las llaves que tenían desde antes del conflicto. Estas no encajaban en las cerradura. Se hicieron acompañar de una notaria Blanca Cecilia Briceño.

Briceño afirmó que los enviados de Maduro no recibieron el juego de llaves que Faría les entregó a dos notarios el jueves por la noche. En un comunicado, el grupo de la embajadora había dicho: “Acatamos la petición de devolver el inmueble a su propietario registral”.

Dentro del edificio había dos oficiales de seguridad, según pudo observar una periodista de La Nación.

Sobre cómo Faría logró tener acceso al edificio, Borges dijo: “Ellos lo cuadrarían entre ellos, desconozco el manejo (...). Entraron con la venia del propietario. Esto es un acto que no debió haber ocurrido”.

Agregó que le han enviado notas verbales al canciller Ventura y que cumplirán el plazo de 60 días.

“Aquí no venimos a agredir como hicieron ellos y llevaron esto hasta las consecuencias”, sostuvo.

También estuvieron presentes Angélica Ramírez y Nely Gliset de la Mata, integrantes de la misión de Maduro.

El intento tardó unos cinco minutos. El grupo llegó desde la residencia del embajador, ubicada al frente de la embajada, con cánticos y banderas. Luego del intento, se retiraron y levantaron un acta de lo ocurrido.

Enfrente de la residencia, llegó un camión con una tarima y música.