Silvia Artavia. 18 noviembre, 2017
La obra se ubicará en una plazoleta situada al lado del anfiteatro puntarenense, conocido como la concha acústica.
La obra se ubicará en una plazoleta situada al lado del anfiteatro puntarenense, conocido como la concha acústica.

Como en muchas de las grandes ciudades del mundo, quienes visiten el Puerto a partir de enero del 2018 podrán fotografiarse entre 10 grandes y coloridas letras que formarán la palabra “Puntarenas”.

La intervención urbana se ubicará en el centro de la ciudad, en una plazoleta situada al lado del anfiteatro local, inaugurado en el 2015.

El anfiteatro llama la atención de los visitantes no solo por situarse a la orilla del mar, sino por lo vistoso de su techo, elaborado con láminas de policarbonato de un color verde azulado, que aluden a las hojas de un árbol.

Ahora, además de esta connotada estructura, los turistas tendrán otra área para posar ante el lente, con el mar y los cruceros de fondo.

La obra, que se inició el lunes 6 de noviembre, estará lista durante la primera quincena del 2018, informó el Instituto Costarricense de Puertos del Pacífico (Incop), entidad que lidera la iniciativa.

Artística estructura

Las letras serán en concreto, pero en su exterior lucirán una cobertura de pequeñas piezas de cerámica fundida con vidrio, en distintos colores y tamaños, la cual se apreciará como una especie de mural.

Cada una medirá 1,5 metros de alto, 1,2 metros de ancho y de 0,5 metros de profundidad. Irán empotradas en un pedestal, también de concreto, de 16 metros de largo, 1,6 metros de ancho y 40 centímetros de altura sobre el nivel del piso.

El proyecto lo desarrollará un artista experto en murales y en intervención de espacios públicos cuyo nombre no ha trascendido.

Remozamiento integral

La puesta en escena de la leyenda “Puntarenas” en grande y a color no vendrá sola. Implicará un remozamiento de la plazoleta donde se instalará esta artística estructura.

En la explanada, de frente a las letras, se colocarán 10 bancas de concreto en forma de cubo.

"Más que un proyecto, es una escultura que fortalecerá la identidad de Puntarenas y que embellecerá su frente marítimo con la generación de un nuevo espacio público que permitirá mejorar la experiencia del turista en la ciudad", dijo Róger Ríos, presidente ejecutivo de Incop.

También se mejorará el piso de la plazoleta, el cual se ha desgastado producto del tránsito peatonal y del clima costero.

Los fondos de la obra completa provienen de un fideicomiso por ¢72 millones del Instituto Costarricense de Puertos del Pacífico (Incop), el Instituto Costarricense de Turismo (ICT) y el Banco Nacional.

Alajuela es una de las ciudades que cuentan con espacios para que se fotografíen los turistas. Estas se encuentran en el parque Calián Vargas , frente al parque Juan Santamaría.
Alajuela es una de las ciudades que cuentan con espacios para que se fotografíen los turistas. Estas se encuentran en el parque Calián Vargas , frente al parque Juan Santamaría.
Otras obras similares

Iniciativas como la puntarenense, importadas del extranjero para reforzar la identidad ciudadana y embellecer la escena urbana, no son nuevas en Costa Rica.

Estos "paradores fotográficos", como se les conoce, se dejan ver en espacios públicos como el parque alajuelense Calián Vargas, frente al parque Juan Santamaría.

Otro sitio que también cuenta con este recurso es el recién inuagurado edificio municipal de Limón.

Lo mismo ocurre en Quepos. Una estructura de este tipo se ubica al lado del nuevo puente, en la entrada del malecón.

La capital también se sumó a la causa. En total, cuenta con cuatro paradores de este tipo; uno en el parque central, otro en la plaza de la Cultura y dos más en La Sabana: frente a la estatua de León Cortés y frente al Estadio Nacional.

Según el arquitecto Luis Diego Barahona, este tipo de iniciativas han tomado fuerza en las ciudades del mundo, producto de los avances tecnológicos.

"Esto responde mucho a la agregación de las fotografías, de los ‘selfies’, de nombrar la ciudad, del mercadeo de las ciudades", explicó el especialista.

Según dijo Barahona, tan importante es la leyenda con el nombre de la localidad, como el fondo que se aprecie detrás de esta.

El nuevo ayuntamiento limonense se ubica 100 metros al norte del estadio Juan Gobán, en el corazón de la ciudad.
El nuevo ayuntamiento limonense se ubica 100 metros al norte del estadio Juan Gobán, en el corazón de la ciudad.