22 marzo, 2016

(Video) Atentados en Bruselas

Bruselas, Bélgica

Dos explosiones en el aeropuerto y otra en el metro de Bruselas dejaron este martes 34 muertos y unos 200 heridos, en un nuevo golpe en el corazón de Europa, cuatro meses después de los ataques en París.

La policía federal belga publicó una imagen captada por las cámaras de seguridad del aeropuerto de Bélgica en donde se ve a los presuntos autores del atentado de este martes por la mañana.

infografia
Dos de las explosiones se produjeron en el aeropuerto internacional de Bélgica, al noreste de la capital, con un balance de al menos catorce muertos y 96 heridos, según informaron los bomberos.

Una de ellas la habría provocado "un kamikaze", indicó el fiscal federal de Bélgica, Frederic Van Leeuw.

Más tarde, la policía federal belga emitió una orden de búsqueda para uno de los sospechosos de colocar bombas en el aeropuerto de Bruselas, aunque aún no lo han identificado.

El sospechoso es un hombre con un espeso abrigo color claro, un sombrero negro y anteojos. Las autoridades belgas publicaron la imagen y piden a la población que entre en contacto con ellas si lo reconocen.

"Dos, probablemente, cometieron un acto suicida. El tercero está siendo activamente buscado", precisó Van Leew, que indicó que se realizan registros e interrogatorios en diversos puntos de Bélgica.

Otra explosión se presentó un poco más tarde en el metro de Bruselas, en la estación Maalbeek, en pleno corazón del barrio europeo. El atentado en el metro dejó "probablemente unos 20 muertos" y 106 heridos, señaló el alcalde de la ciudad, Yvan Mayeur, en conferencia de prensa.

"Temíamos un atentado terrorista y sucedió", dijo el primer ministro Charles Michel en una conferencia de prensa en la que pidió a la población "tranquilidad y solidaridad".

Michel calificó los atentados de "ciegos, violentos y cobardes", hablando de "muchos muertos, muchos heridos de gravedad".

Los hechos de este martes se produjeron tras la detención el viernes en Bruselas de Saleh Abdeslam, principal sospechoso de los ataques terroristas de París en noviembre pasado que dejaron 130 muertos, tras cuatro meses de fuga.

Relatos de los testigos

Las explosiones en el aeropuerto se dieron casi de forma simultánea a eso de las 8 a. m. (hora local).

infografia
El techo "se cayó, había un olor a pólvora", contó a la AFP Jean Pierre Lebeau, un francés que acababa de llegar desde Ginebra.

"Un hombre gritó unas palabras en árabe y escuché una gran explosión", dijo a la AFP Alphonse Lyoura, que trabaja en la seguridad del equipaje de los vuelos hacia África.

"Era el pánico general. Me escondí y esperé cinco, seis minutos. Algunas personas vinieron a pedirme ayuda", agregó, con las manos aún ensangrentadas.

infografia
"Ayudé al menos a siete heridos. Retiraron cinco cuerpos que ya no se movían", continuó, explicando que "muchos perdieron las piernas".

Poco después de producidas las explosiones, una periodista de la AFP vio unos cientos de personas evacuadas en el aeropuerto.

En imágenes televisadas podían verse escenas de pánico, con cientos de pasajeros huyendo de la terminal de la que salían columnas de humo, y ventanas destruidas.

En medio del estado de alerta y la confusión reinante, miembros del servicio de desminado del ejército hicieron explotar un paquete sospechoso en el aeropuerto, dejando oír una explosión, constató una periodista de la AFP.

El canal de televisión privado VTM indicó que se trataba de un cinturón de explosivos.

Cerca de una hora después de las explosiones en el aeropuerto se produjo el tercer estallido en una formación de metro detenida en la estación Maalbeck, cuando una formación en sentido contrario ingresaba en la estación.

El alcalde Mayeur afirmó que la situación en el metro era "caótica", con un "trabajo importante para identificar las víctimas" y un balance provisorio.

infografia
"La explosión fue muy violenta, al punto que se derrumbaron tres muros en un estacionamiento subterráneo situado debajo de la estación", dijo un portavoz de los bomberos.

Un periodista de la AFP vio fuera de la estación antes de que se cercara la zona a unas quince personas en la acera con los rostros ensangrentados recibiendo asistencia médica.

Imágenes en la televisión mostraban un vagón de metro completamente destrozado.

El ministro del Interior, Jan Jambon, elevó la amenaza antiterrorista en el país al máximo nivel.

Acciones posteriores

Las autoridades belgas cerraron el metro, el aeropuerto, el tranvía, suspendieron el servicio de autobuses y las principales estaciones ferroviarias de la capital fueron evacuadas.

Además, Eurostar, que enlaza París y Londres con Bruselas por tren, suspendió los viajes a la capital belga.

La Comisión Europea pidió a su personal que no vaya a trabajar o permanezca en las oficinas.

El centro de crisis del gobierno belga exhortó asimismo a los residentes de Bruselas a quedarse en casa.

infografia
Las autoridades también reforzaron la vigilancia en las centrales nucleares del país con "medidas de seguridad adicionales", afirmó a la AFP un vocero de la Agencia Federal de Control Nuclear (AFCN).

Poco antes del mediodía, hora de Costa Rica, la policía belga halló un artefacto explosivo y una bandera del grupo yihadista Estados Islámico (EI) en allanamientos realizados en Bruselas.

"Los allanamientos, que tuvieron lugar en (la comuna) Schaerbeek llevaron al descubrimiento de un artefacto explosivo que contenía clavos, entre otras cosas. Los investigadores descubrieron además productos químicos y una bandera del Estado Islámico", afirmó la fiscalía en un comunicado.

La costarricense Johanna Astua vivió de cerca los atentados en Bélgica

Por su parte, gobiernos de varios países europeos reforzaron la seguridad en sus aeropuertos y fronteras con al menos Gran Bretaña, Francia, Alemania, Holanda y Dinamarca anunciando un incremento de los controles.

Condena mundial. "Es un ataque contra la Europa democrática. Jamás aceptaremos que terroristas agredan a nuestras sociedades abiertas", afirmó inmediatamente el primer ministro sueco, Stefan Löfven.

infografia
Por su parte su homólogo danés, Lars Løkke Rasmussen, denunció en Twitter un "ataque abyecto".

El presidente de Costa Rica, Luis Guillermo Solís, también condenó el "salvaje atentado terrorista".

"Condeno el salvaje atentado terrorista en Bruselas. Tal acto de barbarie, que no tiene justificación alguna excepto el rechazo de los más altos y sagrados valores de la familia humana por sus perpetradores, lesiona gravemente la paz y seguridad internacionales " , dijo el mandatario en un comunicado.

De momento, no se tiene información de que algún costarricense resultara herido.

infografia
El presidente de EE. UU., Barack Obama, también urgió a la comunidad internacional a permanecer "unida" ante el terrorismo, al condenar los atentados en Bélgica y prometer que su país hará "lo necesario" para llevar ante la justicia a los responsables. Obama inició así su discurso al pueblo cubano en el Gran Teatro Alicia Alonso de La Habana.

Por su parte, el Gobierno brasileño manifestó su "consternación" y condenó "en los más fuertes términos los cobardes atentados terroristas" perpetrados este martes en Bruselas.

La Cancillería brasileña expresó en un comunicado su "inexorable convicción de que todo acto terrorista merece el repudio unánime de la comunidad internacional, cualesquiera que sean sus motivaciones y su origen" , y trasladó su solidaridad a las familias de las víctimas, así como al pueblo y al Gobierno belgas.