BP excluido de nuevos contratos con gobierno de EEUU por derrame 2010

La Agencia de Protección Ambiental de EUA informó hoy la suspensión temporal de nuevos contratos con el gobierno de la petrolera británica BP, por el derrame ocurrido en 2010

Nueva York. AFP. La Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos (EPA, por sus siglas en inglés) informó hoy la suspensión temporal de nuevos contratos con el gobierno del país a la petrolera británica BP, por su gestión del derrame ocurrido en 2010 en el Golfo de México.

“La EPA tomó esta decisión por la falta de integridad profesional de BP, mostrada por la conducta de la empresa tras la explosión (de la plataforma) Deepwater Horizon , la marea negra y su gestión del incidente”, declaró la empresa en un comunicado.

La agencia citó la declaración emitida por la petrolera hace dos semanas al Departamento de Justicia, en la cual BP admitió su responsabilidad por los cargos en su contra por el desastre.

Además, la EPA informó que la exclusión de BP y sus filiales para recibir contratos del gobierno estará vigente hasta que la empresa pueda aportar información suficiente para demostrar a la agencia que cumple con los estándares vigentes.

La explosión de la plataforma, que operaba a 80 km de la costa de Nueva Orleans, en el sur de Estados Unidos, causó 11 muertos y un derrame de cerca de 4,6 millones de barriles en el Golfo de México.

Este desastre ambiental afectó además la costa de cinco estados de Estados Unidos.

La empresa británica no ha emitido ninguna declaración sobre la decisión de la EPA.

El 15 de noviembre, BP firmó un acuerdo extrajudicial con las autoridades estadounidenses en el cual admitió su negligencia en 11 cargos en su contra, incluyendo obstrucción de la investigación del Congreso y violación de las normas ambientales.

La empresa también accedió a pagar más de $4.500 millones de multa a las autoridades estadounidenses.

Entonces, dos ejecutivos de la empresa fueron inculpados de homicidio involuntario y un ex directivo declarado responsable de mentir al Congreso tras la catástrofe sobre la cantidad de barriles derramados.

Tras el acuerdo extrajudicial, el fiscal Eric Holder advirtió que los problemas legales de BP están lejos de quedar zanjados.

“Nuestra investigación criminal sigue en curso y vamos a seguir cualquier pista que sea creíble y está garantizado que se mantengan los cargos”, afirmó.

Además el fiscal informó que el Departamento de Justicia todavía tiene que resolver una demanda civil sobre multas, que podrían alcanzar los $18.000 millones.

Sin embargo, la decisión de la EPA no incluye a los contratos vigentes de BP con el gobierno de Estados Unidos, que incluyen entre otros el suministro de carburante al Ejército estadounidense.

Hasta el momento la empresa británica ya ha desembolsado $42.000 millones para hacer frente a su responsabilidad tras el derrame.

Para cubrir estos gastos, la empresa lanzó un fuerte plan de venta de activos.

Hoy BP había anunciado la venta por $1.100 millones de una sociedad en el Mar del Norte a una firma de Abu Dabi.

Así, el total de las ventas realizadas por la petrolera británica ascienden a $37.000 millones, desde un objetivo inicial de 38.000 millones.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.