Óscar Rodríguez. 19 marzo

El Banco Popular invertirá $88,8 millones en el proceso de construcción de un nuevo edificio en San José y la remodelación de sus oficinas centrales, ubicada detrás de la Catedral Metropolitana.

Este será el costo del proyecto que incluye, además de las obras, el alquiler de oficinas temporales. El objetivo de la entidad bancaria es que los trabajos estén concluidos y preparados para atender al público en el 2022.

El costo más relevante será la construcción del nuevo Edificio Metropolitano II, ubicado sobre avenida 8 en San José (hacia el sur del Parque Central), cuyo valor será de $42,5 millones.

El Banco Popular trasladó, en febrero pasado, su plataforma de servicios de las oficinas centrales a un nuevo edificio localizado sobre la Avenida Segunda, en San José. El cambio se debe a que la entidad realizará una remodelación del edificio Metropolitano I, que está detrás de la Catedral de San José. Foto: Diana Méndez.
El Banco Popular trasladó, en febrero pasado, su plataforma de servicios de las oficinas centrales a un nuevo edificio localizado sobre la Avenida Segunda, en San José. El cambio se debe a que la entidad realizará una remodelación del edificio Metropolitano I, que está detrás de la Catedral de San José. Foto: Diana Méndez.

La obra tendrá 15 pisos, dos sótanos y aglutinará las oficinas administrativas del Banco Popular y sus cuatro subsidiarias. Allí trabajarán 1.400 personas, detalló Magdalena Rojas, subgerente de Operaciones de la entidad.

La remodelación del Edificio Metropolitano I, las actuales oficinas centrales del Banco, tendrá un costo de $34,2 millones. En este inmueble laborarán 1.000 empleados y será destinado a la venta de servicios.

El costo de construcción incluye la contratación del Consorcio Proyecto BP por $7,1 millones.

Se trata de un grupo de nueve empresas que se encargarán del diseño, anteproyectos, asesoría, soporte técnico y supervisión del proyecto.

Rojas explicó que debido a la antigüedad del edificio actual –fue construido en 1973– es necesario remodelar su estructura para adaptarla a la normativa sísmica, de seguridad humana y prevención de incendios.

Debido a las obras, este edificio será desocupado totalmente durante este año. En el 2019 se contratará a la empresa que se encargará de la construcción de las dos obras cuya ejecución será entre el 2020 y 2021.

La jerarca añadió que el proyecto se desarrolla bajo la modalidad de llave en mano, con lo cual se entregará totalmente terminado y equipado.

Para sufragar la obra, la institución hará una mezcla de financiamientos que incluyen una emisión de deuda en el mercado local, suscribir un crédito y utilizar parte de los recursos patrimoniales, que ascienden a ¢600.000 millones.

El uso de cada una de las vías de financiamiento dependerá de las necesidades del proyecto.

La Subgerenta enfatizó en que el plan no tendrá efectos negativos en las finanzas del Banco.

Costos adicionales

Debido a la construcción, el Popular destinará $9,8 millones en alquileres, por cuatro años, a raíz de la reubicación de los empleados.

"Estamos en un proceso de licitación para adjudicar el arrendamiento de un inmueble y acondicionarlo. A este edificio se hará el traslado fuerte de trabajadores, irá el 50%", explicó Rojas.

Asimismo, usará $2,3 millones para remodelación de los edificios arrendados y poder adaptarlos para recibir clientes, recalcó la Subgerente de Operaciones.

Rojas dijo que una vez terminado el proyecto se ahorrarán $2 millones al año en alquileres. Además a las subsidiarias les cobrarán un arrendamiento anual que significará un ingreso de $1,8 millones.

El Banco Popular comenzó un proceso de mejora física que incluye la remodelación de las oficinas centrales y la construcción de un nuevo edificio. El costo de dichas obras ascenderá a $76,7 millones. En la imagen, el Edificio Metropolitano I tras los trabajos de mejoras de la sede central. Imagen: Cortesía Banco Popular.
El Banco Popular comenzó un proceso de mejora física que incluye la remodelación de las oficinas centrales y la construcción de un nuevo edificio. El costo de dichas obras ascenderá a $76,7 millones. En la imagen, el Edificio Metropolitano I tras los trabajos de mejoras de la sede central. Imagen: Cortesía Banco Popular.
Otros bancos

El Popular no es la única entidad con proyectos de mejoras físicas en el centro de la capital.

Carlos Abarca, subgerente de Operaciones del Banco Nacional, confirmó que en el mediano plazo se evalúa consolidar el área administrativa de todas sus subsidiarias en un solo sitio.

Actualmente cada una de las sociedades anónimas tiene su propio edificio.

"Los nuevos conceptos que se están implementando consisten en optimizar los espacios disponibles en busca de una mayor eficiencia operativa", destacó Abarca.

Por su parte, el Banco de Costa Rica (BCR) prepara un plan para mejorar la infraestructura actual de las oficinas centrales.

"El análisis conlleva identificar cuál sería la mejor opción para el personal, servicios y productos que ofrece el BCR", recalcó la Oficina de Prensa de la institución.

Por ahora no hay previsto un costo de los proyectos en ninguno de los dos bancos.