21 agosto, 1996

San Antonio de Belén, Heredia. El ofrecimiento de dirigir al equipo de Belén lo sorprendió, mas sin aspavientos ni mayores preámbulos, el exfutbolista Carlos Santana aceptó lo que será su primer gran reto desde el banquillo.

Carlos Santana tendrá con Belén la gran opción de dirigir en el futbol de honor. Ayer cumplió su tercer día de trabajo con dicho plantel.
Carlos Santana tendrá con Belén la gran opción de dirigir en el futbol de honor. Ayer cumplió su tercer día de trabajo con dicho plantel.

Acostumbrado a trabajar en las ligas menores del Saprissa, institución a la que perteneció durante toda su vida como jugador, Santana pretende que su plantel realice una temporada, igual o mejor, a la efectuada en la campaña anterior. Los belenitas ocuparon el quinto puesto.

A sus 42 años, con el gusto intacto por el balompié, como si ayer hubiese pisado por última vez un campo de la Primera División, Santana estima que la oportunidad que le brinda la directiva belenita es un verdadero privilegio.

Hoy cumplirá su cuarto día de labores en el cuadro rojo, pero desde ya anuncia su deseo de que Belén practique buen futbol.

A esa idea, asegura, no renunciará.

Con la contratación de Santana como técnico, Belén reafirma su compromiso de participar en el próximo Campeonato, luego de que semanas atrás anunció su negativa a hacerlo, dado el poco apoyo por parte del aficionado y los consiguientes problemas económicos que enfrenta el club.

Según el directivo Luis Fernando Gutiérr0ez, el propósito de su equipo es lograr el patrocinio de empresas de la comunidad de San Antonio de Belén y no entrar en el mercado de las altas contrataciones.

"Por responsabilidad y compromiso con los futbolistas continuaremos con el proceso. La principal problemática es cómo sostener económicamente al equipo. Buscamos soluciones en el cantón --Belén-- con empresas amigas. La meta es recaudar los fondos que permitan financiar al conjunto", manifestó Gutiérrez.

Primeras horas

Darle énfasis al trabajo físico, algo propio de un plantel que está en plena pretemporada y que, además, la comenzó tarde, es a lo que actualmente se dedica el entrenador.

"No renuncio a eso; que es algo fundamental", contestó Santana al referirse al buen futbol por el que apostará a partir del 8 de setiembre, día en que está programada la primera fecha de la campaña 96-97.

Santana obtuvo el diplomado en futbol en la Universidad Nacional, donde labora en la Escuela de Ciencias del Deporte.

Los primeros pasos como técnico los dio en las ligas menores del Saprissa y su mayor aventura en el banco la vivió con Uruguay de Coronado, en la segunda categoría.

"Agradezco a Belén por haberme tomado en cuenta; estoy contento", dijo ayer en el estadio Pedregal, sede de la escuadra belenita.

El técnico, católico por excelencia y "practicante de la palabra de Dios", como lo aseveró, adujo que tratará de aprovechar la opción de dirigir en la máxima categoría, a la que llegó más por circunstancias que por ambición personal.

Del grupo de jugadores con los que contará, entre los que destacan por su experiencia Alexánder Víquez, Jorge Chacón, Alvaro Fuentes, Eusebio Montero y Afredo Contreras, expresó: "Es muy bueno, no me quejo".