Columnistas

Un atisbo de optimismo

Debo confesarlo, el socialismo con características chinas funciona. Sus promesas no han sido vanas. No es un mundo perfecto. Ninguno lo es. Pero funciona y crece pletórico de esperanzas

En intimidad de letras que apretadas resumen reflexiones, se acerca mi retorno. Fue sustancial esta inmersión cultural en la milenaria China. No era visita utilitaria. Vine sin atestados profesionales y sin otro designio que no fuera descubrir en mí sus resonancias.








LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.