10 junio, 2014

Bogotá. AP. Centrales obreras de Colombia ratificaron ayer su “firme respaldo” al presidente Juan Manuel Santos –quien aspira a la reelección–, en la segunda vuelta del próximo domingo, y solicitaron reformas sociales que permitan alcanzar una paz estable y duradera.

Más de 140 organizaciones sindicales se adhirieron el lunes a la campaña de Santos, que busca la reelección por la coalición Unidad Nacional, bajo la premisa de que “con la paz haremos más en lo social y lo laboral”.

Para ratificar este apoyo, un numeroso grupo de dirigentes de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT), la Confederación de Trabajadores de Colombia (CTC), la Confederación General del Trabajo (CGT) y sindicatos independientes sostuvieron una reunión con el aspirante en Bogotá.

Durante un multitudinario acto, Santos manifestó estar “muy emocionado” y calificó el apoyo de los trabajadores como “decisivo”, una “inyección de entusiasmo, de determinación que nos refuerza”.

Juan Manuel Santos en el acto ayer con sindicalistas en Bogotá. | AP
Juan Manuel Santos en el acto ayer con sindicalistas en Bogotá. | AP

El gobernante expresó que la clase obrera “debe jugar un papel más importante en el devenir nacional” por lo que debería ser “una prioridad para cualquier política económica y social”.

El mandatario criticó a su antecesor, Álvaro Uribe (2002-2010), al denunciar que “hace cuatro años había un gobierno que despreciaba los derechos de los trabajadores, al que le parecía que lo sindicatos no deberían existir”.

El dirigente de la CGT Humberto Correa se sumó a las críticas. “En “esos ocho oscuros años que gobernó Uribe Vélez las víctimas no existieron o eran estigmatizadas”.

Santos tendrá como rival en las elecciones del próximo domingo a Óscar Iván Zuluaga , del movimiento Centro Democrático, fundado y liderado por Uribe.

Los sindicatos expresaron además su apoyo a las negociaciones de paz del Gobierno de Santos con la guerrilla de las FARC , que desde noviembre del 2012 buscan en La Habana una salida negociada al conflicto armado de medio siglo en el país.

“Consideramos que los acuerdos a los que se han llegado en La Habana son importantes y creemos que por la paz este proceso hay que continuarlo”, puntualizó el fiscal del Comité Ejecutivo de la CGT, Sérvulo Bautista.

En este sentido, Santos aseguró que el apoyo de los trabajadores y de los partidos de oposición a su proyecto y a pesar de la diferencias, es una señal que demuestra que “la democracia está evolucionando. Nos estamos poniendo de acuerdo en lo que le conviene al país, en lo fundamental, en la paz”.