Especies son vulnerables debido a su baja tasa reproductiva y si se someten a sobrepesca, poblaciones no logran reaccionar suficientemente rápido para remplazar a los especímenes perdidos

Por: Michelle Soto 30 septiembre, 2016

Este fin de semana, los representantes de 183 países votarán en Sudáfrica si incluyen o no a los tiburones sedoso y zorro en el Apéndice II de la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres (Cites), esto debido a que sus poblaciones se han reducido en más del 70% y esto les amenaza de extinción.

La inclusión en el Apéndice II no prohíbe su comercialización (como sí sucede cuando están en el Apéndice I), pero sí la regula y obliga a los países a garantizar que la extracción no atente contra la sostenibilidad del recurso marino.

La decisión se tomará en el marco de la 17.ª reunión de la Conferencia de las Partes (COP) de Cites, la cual tiene lugar en Sudáfrica desde el 24 de setiembre y hasta el 5 de octubre.

La delegación costarricense presente en Sudáfrica se abstendrá de votar cuando se discutan ambas propuestas, por recomendación del Ejecutivo.

Tiburón sedoso. En el caso del tiburón sedoso (Carcharhinus falciformis), el decline de sus poblaciones se calcula entre 70 y 90% en todas las regiones.

"Esto se debe principalmente a sobreexplotación de sus pesquerías para suplir de aletas al comercio internacional", se lee en la propuesta 42 que considerará la COP y que busca incluir esta especie en el Apéndice II.

Tiburón sedoso y tiburón zorro.
Tiburón sedoso y tiburón zorro.

En el 2000, el tiburón sedoso representaba el 3,5% del mercado internacional de aletas de tiburón. En el 2013, ese número subió a 7,47%. Según se señala en la propuesta 42, se cree que entre 500.000 y 1,5 millones de tiburones sedosos son utilizados anualmente para cercenar sus aletas.

En el Pacífico Tropical Oriental, el tiburón sedoso es una de las especies más capturadas en pesquerías de palangre o longline, siendo la tercera o cuarta en importancia. Debido a ello, y según la propuesta 42, su abundancia relativa y tamaño han decrecido en los últimos 10 años.

Asimismo, los juveniles de tiburón sedoso (principalmente los mayores a tres años) terminan en las líneas de pesca por accidente (pesca incidental).

Según la propuesta 42, los tiburones sedosos son vulnerables por su lento crecimiento, maduración sexual tardía y baja tasa de reproducción, esto impide que las poblaciones reaccionen rápido para reemplazar a los individuos perdidos.

La propuesta 42 es impulsada por Bahamas, Bangladesh, Benin, Brasil, Burkina Faso, Comoros, República Dominicana, Egipto, Unión Europea, Fiji, Gabon, Ghana, Guinea, Guinea-Bissau, República de Maldivas, Mauritania, Palau, Panamá, Samoa, Senegal, Sri Lanka y Ucrania.

Tiburón zorro. Esta especie de elasmobranquio, Alopias superciliosus, pertenece a una de las familias en mayor riesgo de extinción entre los tiburones, esto debido a su baja tasa reproductiva. Una hembra de esta especie, a lo largo de su vida, aportaría a la población menos de 20 crías.

"Por tanto, las poblaciones tienen una baja capacidad de recuperarse de incluso pequeños niveles de explotación", se lee en la propuesta 43 que se evaluará en la COP y que también pretende incluir esta especie en el Apéndice II.

Según esta propuesta, las poblaciones de tiburón zorro han declinado entre 70 y 80% en el océano Atlántico y en más del 80% en el océano Pacífico.

En el 2000, el tiburón zorro representaba el 2,3% del mercado de aletas, lo que implicaba una mortalidad entre 500.000 y tres millones de escualos al año.

Antes del 2005, las capturas reportadas a la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) se registraban en menos de 4.000 toneladas anuales. Actualmente, las capturas de tiburón zorro se calcularon en 21.200 toneladas en 2013 y 18.800 toneladas en 2014.

La especie también es vulnerable a la pesca incidental, representando el 13% del total de la pesca no objetivo de la industria atunera de palangre o longline. De estos tiburones zorros capturados accidentalmente, el 98,9% fueron aleteados y su cuerpo descartado, según se lee en la propuesta 43.

La propuesta es respaldada por Bahamas, Bangladesh, Benin, Brasil, Burkina Faso, Comoros, República Dominicana, Egipto, Unión Europea, Fiji, Gabon, Ghana, Guinea, Guinea-Bissau, Kenia, República de Maldivas, Mauritania, Palau, Panamá, Samoa, Senegal, Seychelles, Sri Lanka y Ucrania.