29 julio, 2016
Pauta de Grupo Q en la que alerta a sus clientes
Pauta de Grupo Q en la que alerta a sus clientes

San José.

Grupo Q pidió a los dueños de 202 vehículos de la marca Hyundai que se dirijan a la agencia porque las unidades carecen de bolsas de aire frente al asiento del acompañante delantero.

Las unidades son modelo Santa Fe, de los años 2016 y 2017.

De acuerdo con el artículo 33 de la Ley de Tránsito, para circular los vehículos deben contar al menos con sistema de bolsas de aire para la protección de los ocupantes de los asientos delanteros.

Este viernes, Grupo Q publicó en un espacio pagado los números VIN de las unidades con la deficiencia y la lista se puede revisar en este enlace.

La agencia explicó que la alerta la generó el mismo fabricante, este jueves. El próximo lunes, especialistas de la marca vendrán al país desde Corea para revisar la situación.

Los dueños de estas unidades deben comunicarse con su asesor de ventas o contactar a la agencia por medio de los teléfonos 2547-7621, 2547-7734; o al correo electrónico santafe@grupoq.com.

Por ahora, la agencia no revelará las opciones que tiene para sus clientes afectados. Eric Xirinachs, director Comercial Regional de Grupo Q, explicó que será a partir del próximo miércoles que comuniquen a los dueños de los vehículos las alternativas, mediante citas programadas.

La agencia tiene identificados a sus clientes y está en proceso de contactarlos.

El representante explicó que Hyundai omitió en la producción la inclusión de las bolsas de aire que son requisito para circular en el país.

"La bolsa de aire es un dispositivo que se encuentra detrás del cobertor de la manivela (volante) en el caso del conductor y oculto en el dash para el copiloto. Desde el 2012, el doble airbag es un equipamiento estándar para Costa Rica. En nuestro control de calidad, al hacer ignición del vehículo, este indica que el dispositivo está activo lo que dificulta interpretar si son ambos, o como en este caso, solo uno", detalló la agencia ante la consulta de este medio.

En los últimos dos años, Grupo Q vendió más de 1.000 vehículos modelo Santa Fe, pero solo este lote tiene el problema.

Meic espera plan de solución. Kattia Chaves de la Oficina de Apoyo al Consumidor del Ministerio de Economía, Industria y Comercio (MEIC), confirmó que hasta este viernes por la tarde, Grupo Q no había presentado, oficialmente a esta institución, un oficio con el detalle del procedimiento que se efectuará en este retiro voluntario.

De acuerdo con la funcionaria, la empresa comunicó vía informal que este documento se presentará el próximo lunes, por lo que está autoridad desconocen cuales son las opciones que ofrecerá Grupo Q a los afectados.

El retiro voluntario es legalmente posible y está reglamentado. Chaves explicó que la empresa debe informar al MEIC con una declaración jurada lo acontecido, los motivos del retiro, la cantidad de unidades que se van a retirar y la lista de las personas afectadas, cuando sea posible.

La empresa también está obligada a informar al Ministerio el plan de remedio que deberá ser publicado una vez que el MEIC dé el visto bueno. Las alternativas de solución dependerán del plan que presente la empresa y la resolución de este entidad.

Si el dueño del vehículo es multado por la Policía de Tránsito, el MEIC no interviene, sino que corresponde ventilar la disputa en una sede judicial. Si el cliente considera que fue estafado puede elevar el caso a la Comisión de Protección al Consumidor, que investigará el caso.