Nacional

promete ayudas a 90.000 alumnos

MEP intenta retener a los colegiales más pobres

Actualizado el 24 de marzo de 2015 a las 12:00 am

Nacional

MEP intenta retener a los colegiales más pobres

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Asistencia económica, atención y acompañamiento. Esas fueron las promesas hechas ayer por el Ministerio de Educación Pública (MEP), en un nuevo intento por retener en las aulas a los colegiales de las zonas más pobres del país.

De acuerdo con datos del Ministerio, se trata de 91.000 estudiantes de 155 colegios diurnos y nocturnos, ubicados en los 75 distritos denominados “prioritarios” por la condición social y económica de sus habitantes.

Es a ellos a quienes estará dirigido el programa Yo me apunto , anunciado por la jerarca de Educación, Sonia Marta Mora, y el presidente de la República, Luis Guillermo Solís.

El plan, además, se dio a conocer en presencia de los directores de todos esos centros educativos, así como de 30 instituciones más que atienden a población adulta (9.927 alumnos), también en las regiones de mayor pobreza.

Directores de los centros educativos, que forman parte del programa, acompañaron a la ministra Sonia Marta Mora.  | CORTESÍA MEP
ampliar
Directores de los centros educativos, que forman parte del programa, acompañaron a la ministra Sonia Marta Mora. | CORTESÍA MEP

Un asunto de todos. Entre los objetivos del plan, están reducir la exclusión y el abandono, así como mejorar la calidad de los servicios que brindan los colegios, para motivar la permanencia en las aulas. En criterio de Mora, el programa parte del principio de que la educación es responsabilidad de todos.

“Las universidades, las empresas, los medios de comunicación, las alcaldías. Nadie puede quedarse indiferente al hecho de que gran parte de la población no termina la secundaria”, expresó la titular del MEP.

Un estudio elaborado por La Nación el año pasado identificó 44 colegios (7% de las instituciones) con un incremento importante de la deserción entre el 2011 y el 2013. En el primer año dejaron los estudios 2.045 muchachos y en el 2013, el número subió a 4.400.

Las situaciones más complicadas se daban en instituciones de Puntarenas y Liberia.

En cambio, en otros 142 centros educativos cayó la fuga de estudiantes con planes que incluyeron visitas a los hogares, cambios en los programas de estudio, becas y más impulso al arte, la música y el deporte.

Las situaciones más críticas se dan en los 140 colegios nocturnos por las circunstancias propias de sus estudiantes, pues el 70% de ellos trabaja en el día y va a clases durante la noche.

Sonia Marta Mora dijo que el plan acude a estrategias como becas y transporte, pero focalizadas por colegio y región.

“Tenemos que ir a buscarlos, no debemos esperar a que vengan a hacer la matrícula, tenemos que buscarlos en las comunidades. A aquellos que se fueron hay que reintegrarlos a los centros educativos y los que están, tenemos que asegurar que permanezcan y también debemos asegurar que tengan éxito escolar”, añadió Mora.

  • Comparta este artículo
Nacional

MEP intenta retener a los colegiales más pobres

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Irene Vizcaíno

ivizcaino@nacion.com

Editora de Nacionales

En La Nación desde 1994. Editora de Política desde 2013. Graduada en Ciencias de la Comunicación Colectiva. Tiene una maestría en Periodismo y una licenciatura en Derecho.

Ver comentarios
Regresar a la nota