Por: Natasha Cambronero 3 mayo
Ligia Fallas, Carmen Quesada y Jorge Arguedas durante las negociaciones del 1°. de mayo a las afueras de la jefatura de fracción del PLN.
Ligia Fallas, Carmen Quesada y Jorge Arguedas durante las negociaciones del 1°. de mayo a las afueras de la jefatura de fracción del PLN.

El Frente Amplio (FA) cursó una 'invitación' a los diputados Ligia Fallas y Jorge Arguedas para que se aparten de la fracción y se declaren independientes.

El acuerdo lo tomó anoche la Comisión Política de la agrupación, luego de que Fallas y Arguedas crearon un bloque aparte el 1.° de mayo, junto con dos diputados independientes, negociando sus votos fuera de la línea de bancada frenteamplista. Y, finalmente, favorecieron con sus votos nulos la elección del evángelico Gonzalo Ramírez, de Renovación Costarricense, en la Presidencia del Congreso.

Anoche, el Frente Amplio también aplaudió la decisión de Suray Carrillo de renunciar a la jefatura de la fracción, por también facilitar el ascenso del evangélico con un voto nulo, y lamentó que el legislador Gerardo Vargas Varela "no reconozca el error cometido" al haber hecho lo mismo.

"La conformación de un bloque de diputados 'independientes' donde participan Jorge Arguedas y Ligia Fallas reafirma lo que siempre hemos sabido: que no son diputados del Frente Amplio, que nunca lo han sido, que han renegado siempre del partido que los llevó al parlamento, de su dirigencia y ahora de su fracción parlamentaria, que cometimos un grave error al darles espacio en nuestras papeletas y pedir el voto por ellos".

"Invitamos al señor Arguedas y a la señora Fallas a hacer efectivo su retiro formal de la fracción", reza el pronunciamiento de los frenteamplistas.

El máximo órgano de dirección política reprobó el hecho de que Fallas y Arguedas se hayan apartado del FA en las negociaciones del 1°. de mayo y que conformaran un bloque de hecho denominado G4, junto con los legisladores independientes Carmen Quesada, exintegrante del Movimiento Libertario, y Carlos Hernández, exmiembro del Frente Amplio.

Luego de negociar con Partido Liberación Nacional (PLN), ese grupo anuló sus cuatro sufragios a sabiendas de que iban a inclinar la balanza en favor del nombramiento de Ramírez y en contra de Ottón Solís, el candidato del oficialista Partido Acción Ciudadana (PAC).

Fallas y Arguedas insisten en negar que votaron por el candidato del PLN, pero sí reconocen que fue una maniobra para que Carmen Quesada, parte de su G4, fuera nombrada en la primera secretaría del Directorio Político.

"Yo me siento muy tranquilo, esto es política, es el arte de hacer lo posible, lo posible lo hicimos, pusimos a Carmen Quesada ahí, eso es un estorbo para Gonzalo", admitió Arguedas.

Según el Reglamento legislativo, en una tercera ronda de votación, como ocurrió el lunes, solo se habilitan dos candidatos. Eso implica que los votos en blanco y los que sean emitidos en favor a alguien que no sea candidato se anulan y se les suman al candidato con la mayor cantidad de votos obtenida.

En esta oportunidad Ramírez alcanzó 26 apoyos y Ottón Solís 24, pero con los seis votos nulos, cuatro del FA y dos independientes, sumó 33 votos, superando la barrera mínima de 29 votos.

No se van

Pese a la excitativa de la Comisión Política, Arguedas y Fallas descartan dejar el FA y hacerse a un lado. Coinciden en que la cúpula actual quiere imponer su forma de pensar sobre los ocho diputados y relegan a cualquiera que piense diferente.

"Jamás voy a renunciar. Yo he sido muy, muy consecuente a la hora de votar, con los principios de la izquierda, siempre he mantenido los principios de la izquierda. No soy yo quien tiene que irse del partido", reaccionó Fallas horas antes de que la Comisión Política tomara la decisión de instarlos a salir del partido.

Y agregó: "Es preocupante que un partido que ofrece ser una alternativa diferente, una propuesta amplia, no permita ningún tipo de pronunciamiento que no sea el que la cúpula quiera que se pronuncie. Yo no sé si lo que quieren es que seamos un montón de clones de lo que es la cúpula, que respondamos únicamente a esa línea".

En la misma línea se pronunció Arguedas: "Pensar diferente, el derecho de independencia del diputado, a ellos les perturba y esas posiciones son estalinistas completamente".

Sanción menor

Si bien Suray Carrillo y Gerardo Vargas Varela también anularon su voto y favorecieron la elección de Gonzalo Ramírez, el FA consideró que la falla fue menos grave, pues no se hicieron a un lado en las negociaciones, como sí lo hicieron Fallas y Arguedas, y por el contrario, se mantuvieron en todo momento conversando al lado de los otros cuatro legisladores de la agrupación.

La cúpula calificó lo hecho por ellos como "un grave error político", pues "dos representantes de nuestra bancada facilitaran con su voto nulo la elección de Gonzalo Ramirez a la presidencia del congreso".

En ese mismo documento, que consta de ocho acuerdos, se alabó la decisión de Suray Carrillo de dejar la jefatura de fracción tras lo acontecido el 1.° de mayo.

"Reconocer que la diputada Suray Carrillo de manera autocrítica y valiente ha reconocido el error cometido, pedido públicamente disculpas y ofrecido separarse del cargo de la Jefatura de Fracción, decisión que aceptamos con el objetivo de reorganizar con espíritu colectivo y en apego a nuestros principios fundantes la labor parlamentaria", señala el quinto acuerdo.

Mientras tanto, en el sexto acuerdo lamentan que "el diputado Gerardo Vargas no reconozca el error cometido" y lo llaman "al diálogo y a asumir una posición más constructiva".